Saltar a la siguiente sección de este articulo:

"Que os apartéis de ellos"

Un breve recuento de la historia que llevo a los hermanos colaboradores
a emitir la carta de advertencia
respecto a Titus Chu y algunos de sus colaboradores

Introducción

Desde que el Señor levantó el ministerio de Watchman Nee y la práctica de las iglesias locales en la China durante los años veinte, Su luz ha irrumpido abriendo la revelación contenida en la Biblia a un grado sin igual. Esta revelación ha alcanzado una cúspide en la última etapa del ministerio de Witness Lee en los mensajes que liberó acerca de la cumbre de la verdad. Decir que el ministerio ha alcanzado la cumbre de la revelación divina no es caer en la complacencia de autosatisfacción de Laodicea (Ap. 3:17), puesto que al decirlo reconocemos plenamente la necesidad que tenemos de entrar en la realidad de todo lo que el Señor ha revelado concerniente a Su economía divina. El hermano Lee hizo un llamado a todos los santos a fin de que entren en un avivamiento nuevo y sin precedentes, el cual consiste en la revelación de la cumbre de la verdad, el vivir del Dios-hombre y el pastoreo en mutualidad según Dios. Tal avivamiento producirá un grupo de vencedores que viven en la realidad del Cuerpo de Cristo y llegan a ser la novia de Cristo como la preparación para la segunda venida del Señor y la consumación de la Nueva Jerusalén.

Debido a que estos asuntos son tan cruciales para el mover del Señor al fin de esta era, no debemos sorprendernos de que Su enemigo ya se ha levantado para frustrar a las iglesias evitando que entren en ellos. A lo largo de nuestra historia en el recobro del Señor, y además, en la crónica del Antiguo y del Nuevo Testamento, junto con el curso muy bien documentado de la historia de la iglesia, las acciones contrarias de Satanás siempre han acompañado al mover de Dios que lleva a cabo Su economía con el fin de frustrarlo. Incluso en los tiempos de los apóstoles se registraron numerosos factores que pretendieron infiltrarse en la iglesia y llevarla a la degradación. En muchas de sus epístolas, Pablo se refiere a problemas causados por factores tales como el judaísmo, el gnosticismo, la cultura humana, las rivalidades, la vanagloria, los malos obreros, las enseñanzas diferentes y cosas semejantes. Al final del primer siglo, la iglesia ya había caído en una seria degradación, tal como lo prueba el hecho de que todos los que estaban en Asia le habían vuelto la espalda a Pablo (2 Ti. 1:15) y por las advertencias que hizo el Señor a las siete iglesias que estaban en Asia (Ap. 2—3).

En nuestra propia historia hubo disturbios que fueron instigados por Satanás con el fin de frustrar el mover del Señor en Su recobro. Si conocemos la historia que está escrita en la Biblia así como la historia de la iglesia, también deberíamos esperar que esto ocurra. Del mismo modo, debemos tener la certeza de que a pesar de ver lo que se encuentra a nuestro alrededor, el Señor, quien está en el trono, está al control de la situación. Él permite que sucedan los disturbios a fin de probar y purificar a Su iglesia. Es en los disturbios que se manifiestan aquellos quienes son aprobados (1 Co. 11:19). Cuando ocurren los disturbios, debemos responder al llamado que el Señor hace a vencer en medio del caos satánico siendo fieles a Dios conforme a Su economía divina (Ap. 2:7, 11, 17, 26; 3:5, 12, 21).

Hoy en día hay iglesias que aún está pasando por disturbios debido a la influencia que ejerce Titus Chu y ciertos obreros divisivos que están bajo su liderazgo. Estos, en su enseñanza y sus acciones, se han desviado de la línea central de la economía de Dios. Han propagado ataques infundidos en contra de los colaboradores que están en el recobro del Señor y en Living Stream Ministry mediante sitios en la Internet y correos electrónicos basura y anónimos que han diseminado a escala mundial. Su hablar no es saludable pues contiene palabras injuriosas y destructivas, conduciendo a aquellos que siguen a estos disidentes hacia la división y la mundanalidad.

Las epístolas de Pablo a Timoteo y a Tito fueron escritas durante un tiempo de disturbio reinante en las iglesias. Como tales, pueden proporcionarnos mucho entendimiento y dirección en la situación presente. Uno de los temas más importantes de lo que Pablo escribe en estas epístolas radica en la sana enseñanza (1 Ti. 1:10; 2 Ti. 4:3; Tit. 1:9; 2:1). La enseñanza de los apóstoles comunica la economía de Dios (Hch. 2:42; Tit. 1:9). Esta enseñanza es la sana enseñanza. Primera Timoteo 1:10 y la nota del hermano Lee correspondiente expresan:

1 Ti. 1:10b – Para cuanto se oponga a la 1sana enseñanza.

Nota 1:101– Sana implica la vida. La sana enseñanza de los apóstoles, la cual concuerda con el evangelio de la gloria de Dios, ministra la sana enseñanza como el suministro de vida a otros, ya sea nutriéndolos o sanándolos; en contraste, las enseñanzas diferentes de los disidentes (v. 3) siembran en otros las semillas de muerte y veneno. Ninguna enseñanza que distraiga a las personas del centro y de la meta de la economía neotestamentaria de Dios es sana.

La sana enseñaza tiene dos funciones. Por una parte, sirve para nutrir a los creyentes; por otra parte, ministra sanidad. La nutrición y sanidad se efectúan por medio del suministro de la vida. En tiempos de disturbio necesitamos la sana enseñanza. Solamente esta enseñanza llegará a ser el suministro de vida que nos nutra, sane y nos proteja de contagiarnos espiritualmente de aquello que se encuentra en derredor nuestro. Únicamente debemos recibir la sana enseñanza y debemos hablar las palabras saludables (1 Ti. 6:3; 2 Ti. 1:13; Tit. 2:8). El punto crucial de la sana enseñanza de los apóstoles concierne al Dios Triuno, quien se ha procesado para impartirse a Sí mismo como el Espíritu todo-inclusivo en Sus escogidos a fin de introducirlos en una unión orgánica con Cristo y recibir la transfusión divina para así llegar a ser los hijos de Dios y miembros de Cristo para ser el Cuerpo de Cristo.

Un segundo punto que Pablo enfatizó en sus epístolas a Timoteo y Tit. es la verdad. En 1 Timoteo 1:3-4 Pablo le recordó a Timoteo que le había exhortado a quedarse en Éfeso para que mandase a algunos que no enseñen cosas diferentes más bien que la economía de Dios. La única verdad que se enseña en el Nuevo Testamento es la economía eterna de Dios. En 2:3-4 Pablo dice que nuestro Salvador Dios desea que todos los hombres sean salvos y vengan al pleno conocimiento de esta verdad. En 3:15 le dice a Timoteo que le está escribiendo para que sepa cómo debe conducirse "en la casa de Dios, que es la iglesia del Dios viviente, columna y fundamento de la verdad". En 4:6 le dice que si Timoteo es fiel en presentar estas sanas enseñanzas a los hermanos, "serás buen ministro de Cristo Jesús, nutrido con las palabras de la fe y de la buena enseñanza que has seguido fielmente". En 6:3 él regresa al asunto de las enseñanzas diferentes, poniéndolas en contraste con las palabras saludables, al decir: "Si alguno enseña cosas diferentes, y no se conforma a las sanas palabras, las de nuestro Señor Jesucristo, y a la enseñanza que es conforme a la piedad". En el versículo 5 él se refiere a aquellos que no se conforman a las sanas palabras diciendo que son "corruptos de entendimiento y privados de la verdad".

El énfasis de Pablo respecto a la verdad continúa en 2 Timoteo. En 2:15 Pablo encarga a Timoteo: "Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que traza bien la palabra de verdad". En 2:18 habla acerca de algunos que se desviaron de la verdad, y en 2:25 encarga a Timoteo a que con mansedumbre corrija a los que se oponen "por si quizá Dios les conceda el arrepentimiento que conduce al pleno conocimiento de la verdad". En 3:7-8 habla de algunos que "siempre están aprendiendo, y nunca pueden llegar al pleno conocimiento de la verdad", quienes, como resultado de ello "se oponen a la verdad". En 4:4 él habla de los creyentes que "apartarán de la verdad el oído y se volverán a los mitos".

Pablo abre su epístola a Tit. refiriéndose a él mismo como "un esclavo de Dios y apóstol de Jesucristo, conforme a la fe de los escogidos de Dios y el pleno conocimiento de la verdad, la cual es según la piedad" (1:1). En 1:14 se refiere a "hombres que se apartan de la verdad". La verdad era necesaria debido a que algunos se habían desviado de la enseñanza de los apóstoles.

La sana enseñanza y la verdad están estrechamente relacionadas entre sí.

La verdad es el contenido, la realidad, de la fe conforme a la economía de Dios. La sana enseñanza, las palabras sanas y el hablar sano son el ministerio de la verdad, el cual ministra a las personas la realidad de las verdades divinas.1

La sana enseñanza siempre concuerda con la verdad (1:14) de la fe (1:13), y es el contenido de la enseñanza de los apóstoles, el contenido de la economía neotestamentaria de Dios. Dicha enseñanza no sólo imparte el suministro de vida a los creyentes y sana las enfermedades espirituales, sino que al hacerlo, también contribuye a que la iglesia tenga una condición saludable y un buen orden. Por lo tanto, la sana enseñanza se recalca mucho en estos tres libros de 1 y 2 Timoteo y Tit., los cuales tratan del desorden y de la decadencia de la iglesia.2

Desde que el hermano Lee se fue con el Señor, dos cosas extremadamente preciosas han sucedido entre los hermanos que sirven juntos en el ministerio en el recobro del Señor. Primero, ellos han continuado con el hablar en el ministerio dentro de la misma línea de los hermanos Nee y Lee, y han seguido claramente sus huellas en el camino angosto de la vida. Segundo, se han dedicado a mantener la unidad al vivir y servir en el Cuerpo, para el Cuerpo y por medio del Cuerpo. Ambas prácticas están plenamente en conformidad con la sana enseñanza, con la verdad y con las exhortaciones que Pablo le hizo a Timoteo.

Pablo confrontó una situación en la que algunas personas que tenían motivos impuros, se habían desviado de la línea central de la economía de Dios a enseñanzas diferentes. En la última reunión que tuvo con los ancianos de Éfeso, él les advirtió acerca de los que vendrían desde afuera como lobos a devorar el rebaño, y de los perversos que se levantarían de en medio de ellos para arrastrar consigo a los creyentes.

Hch. 20:28-30: [28] Por tanto, mirad por vosotros, y por todo el rebaño, en medio del cual el Espíritu Santo os ha puesto como los que vigilan, para pastorear la iglesia de Dios, la cual Él ganó por Su propia sangre. [29] Porque yo sé que después de mi partida entrarán en medio de vosotros lobos rapaces, que no perdonarán al rebaño. [30] Y de vosotros mismos se levantarán hombres que hablen cosas perversas para arrastrar tras sí a los discípulos.

La comisión de Pablo a Timoteo a quedarse en Éfeso para que mandase a algunos que no enseñen cosas diferentes presenta una clara señal de que lo que profetizó en Hechos 20 es exactamente lo que sucedió después. Levantarse para enseñar cosas diferentes es una señal de orgullo y ambición. La motivación para esto es un deseo de sobresalir en la obra del Señor y tener seguidores. Si algunos hicieron esto en los tiempos de Pablo, debemos esperar que también lo hagan en nuestro tiempo.

En efecto, esto es exactamente lo que ha sucedido en las iglesias que han sido afectadas por la influencia de Titus Chu. Se han apartado de la común comunión de las iglesias y se han desviado hacia la mundanalidad y a un hablar que no es saludable. Esto último se caracteriza por cuatro cosas, y todas ellas fueron identificadas por Pablo en las epístolas que escribió a Timoteo y a Tito.

  1. Mitos (1 Ti. 1:4; 4:7; 2 Ti. 4:4; Tit. 1:14): En la nota de 1 Timoteo 1:4, el hermano Lee define los mitos como "palabras, discursos y conversaciones con respecto a cosas tales como rumores, informes, historias verdaderas o falsas, e imaginaciones". Los ataques que hicieron Titus Chu y sus compañeros disidentes en contra de los colaboradores y de Living Stream Ministry contienen muchos rumores, falsos informes, e historias ficticias. Estos informes malignos, son en principio, mitos.
  2. Enseñanzas diferentes (1 Ti. 1:3; 6:3): La enseñanza de Titus Chu y de otros disidentes se desvía del ministerio general en el recobro del Señor en temas cruciales tales como el ministerio, la unidad, la autoridad, el Cuerpo de Cristo, la conducta de la obra y la práctica de la vida de iglesia.3
  3. Cuestiones (1 Ti. 1:4; 6:4; 2 Ti. 2:23; Tit. 3:9): En 1 Timoteo 6:4 Pablo habla acerca de hombres que padecen "la enfermedad de cuestiones y disputas acerca de palabras". Los escritos de Titus Chu y de otros disidentes generan muchas cuestiones vanas, acusaciones infundadas y especulaciones. La intención de éstos no es traer a los santos al conocimiento de la verdad sino la de lanzar calumnias sobre los colaboradores y sobre Living Stream Ministry. La siembra de tales dudas, insinuaciones y cuestiones en los corazones de los santos sigue el mismo principio que utilizó Satanás para engañar a Eva (Gn. 3:1-6; 2 Co. 11:3).
  4. Desvíos en cuanto a la verdad (1 Ti. 1:6; 6:21; 2 Ti. 2:18): Desviarse significa errar el blanco, o desviarse de la meta de la economía de Dios, la cual es producir el Cuerpo de Cristo. Lo que enfatiza la enseñanza de Titus Chu y de los otros disidentes es algo consistentemente diferente a la edificación del Cuerpo de Cristo. Se le presta mucha atención al desarrollo de un ministerio personal, a la independencia de los que ministran, a la autonomía de las iglesias locales y a la autoridad gobernante de los ancianos. Enfatizar estos asuntos es errar el blanco, vale decir, apuntar hacia algo diferente de la economía de Dios. Este error siempre conlleva a un desvío del camino angosto de vida (Mt. 7:14). Por ejemplo, enfatizar desmedidamente la obtención del incremento de jóvenes por cualquier medio ha hecho que los que disienten promuevan la utilización de los mismos entretenimientos mundanos y trucos que prevalecen en el cristianismo actual.

La manera en que el hermano Lee se ha conducido al confrontar a los obreros divisivos fue primeramente el intentar rescatarlos de su actitud divisiva y esperar hasta que el fruto de su labor se haga manifiesta (Mt. 7:16-18; 12:33; Luc. 6:43-44). Los esfuerzos realizados para rescatar a Titus Chu de su ambición y de su espíritu disidente se remontan a veinte años atrás. No obstante, en los años subsecuentes al fallecimiento del hermano Lee, se ha hecho cada vez más evidente que Titus Chu ha rechazado todos los esfuerzos realizados para ayudarle y se ha empeñado en seguir un curso divisivo. El hermano Lee hacía público el asunto únicamente cuando el fruto del desvío de un obrero se hacía plenamente manifiesto y los esfuerzos por recobrarlo se agotaban. Esta es exactamente la manera en que los colaboradores se condujeron en los asuntos relacionados con Titus Chu.

Tit. 1:9 – Retenedor de la palabra fiel, la cual es conforme a la enseñanza de los apóstoles, para que también pueda exhortar con sana enseñanza y 5convencer a los que se oponen.

Nota 1:95– Exponer el verdadero carácter de algo de tal modo que alguien sea convencido y, por lo tanto, reprendido al poner de manifiesto su falta. En Ef. 5:11 y 13 se traduce reprender.

Tit. 1:11 – A los cuales es preciso 1tapar la boca; que trastornan casas enteras, enseñando por vil ganancia lo que no deben.

Nota 1:111: Tapar la boca reprendiendo duramente (v. 13) con la palabra fiel, la cual es conforme a la enseñanza de los apóstoles (v. 9).

Tit. 1:13 – Este testimonio es verdadero; por tanto, repréndelos duramente, para que sean sanos en la fe.

En Tito 1:9, Pablo encargó a Tito que hiciera la obra positiva de exhortar con la sana enseñanza, pero también le dijo que cuando surgiesen situaciones negativas que necesitaban ser confrontadas, él debía convencer a los que se oponen. Como lo indica la nota 5 de pie de página, convencer es "exponer el verdadero carácter de algo, de tal modo que alguien sea convencido, y por lo tanto, reprendido al poner de manifiesto su falta". La comunión que los colaboradores dieron de los disidentes en Whistler, Canadá, fue una reprensión pública por éstos haberse desviado.

Ro. 16:17 – Ahora bien, os exhorto, hermanos, que os fijéis en los que causan divisiones y 1tropiezos en contra de la enseñanza que vosotros habéis aprendido, y que os 2apartéis de ellos.

Nota 16:171– Se refiere a hacer tropezar y dejar la vida de la iglesia. Esto debe de ser el resultado de tener opiniones y enseñanzas diferentes.

Nota 16:172– En el cap. 14 Pablo era liberal y afable con respecto a recibir a los que mantenían doctrinas o prácticas diferentes. No obstante, aquí es inflexible y resuelto al decir que debemos apartarnos de los que disienten, que causan divisiones y tropiezos. En ambos casos el motivo es la preservación de la unidad del Cuerpo de Cristo a fin de que tengamos la vida normal de la iglesia.

Tit. 3:10 – Al hombre que cause 1disensiones, después de una y otra amonestación deséchalo.

Nota 3:101– Un hombre hereje y sectario que provoca divisiones formando partidos en la iglesia según sus propias opiniones (véase la nota 13 de 2 P. 2)…

La comunión de los colaboradores en Whistler fue una advertencia cuyo fin era preservar a los santos de la infección causada por la rebelión propagada por Titus Chu y aquellos que se le unieron. Tito 3:10 y Romanos 16:17 nos dicen que a fin de preservar el Cuerpo en una condición saludable, debemos desechar al hombre que cause disensiones después de una y otra amonestación, y fijarnos en los que causan divisiones y tropiezos en contra de la enseñanza que hemos aprendido y que nos apartemos de ellos.

Existe una correspondencia directa entre el actual disturbio en el recobro del Señor y el que fue causado por algunos hermanos ambiciosos durante los años ochenta. La comunión del hermano Lee con respecto a aquel disturbio es más que relevante en cuanto a la situación presente.4 En aquel tiempo, el hermano Lee describió el disturbio como algo instigado por el maligno (Mt. 13:19) y efectuado por los perversos (Hechos 20:30) con los vientos de enseñanza (Ef. 4:14) como prueba para los que son fieles y como purificación para el recobro.5

Puede decirse lo mismo respecto a la presente rebelión que hoy ocurre en el recobro del Señor. Este libro repasa la historia de la obra divisiva de Titus Chu, identifica algunos de los lugares en los cuales causó problemas y documenta los esfuerzos realizados por el hermano Lee y sus colaboradores para rescatar a Titus Chu de sus caminos divisivos.

Manifestaciones iniciales de los problemas

Titus Chu fue bautizado en Taipei, Taiwán, en enero de 1953 a la edad de 17 años. Como joven creyente, estuvo bajo el ministerio del hermano Witness Lee, quien vivía y laboraba en Taiwán desde 1949 hasta finalmente emigrar a los Estados Unidos para la propagación del recobro del Señor en 1962.

Debido al surgimiento de un disturbio en las iglesias en Taiwán, muchos jóvenes se perdieron. Este disturbio fue causado por una visita de T. Austin-Sparks a Taiwán en 1957, en la cual él atacó el terreno de la iglesia.

T. Austin-Sparks ejercía uno de los ministerios más importantes durante su época... Aunque yo lo respetaba tanto, cuando él vino de visita a Taiwán por segunda vez, lo confronté de la misma manera en que Pablo confrontó a Pedro (Gá. 2:11-14). Él estaba socavando la verdad respecto al terreno de la iglesia y se estaba esforzando por eliminar nuestra práctica de la vida de iglesia. Yo le resistí porque lo que él hacía era contrario a la verdad.6

Muchos hermanos jóvenes en Taipei fueron afectados por el énfasis que Austin-Sparks hizo respecto al ministerio y la espiritualidad, así como su oposición a la verdad del terreno de la iglesia y el aspecto práctico de la vida de iglesia. Estos jóvenes hermanos llegaron a ser disidentes. El disturbio que causaron afectó a toda una generación y duró hasta 1965. Una vez terminada la rebelión, surgió la gran necesidad de levantar una generación nueva de jóvenes en la vida de iglesia.

Titus Chu vino a los Estados Unidos durante el otoño de 1963 y completó un grado universitario en la Universidad de Oregon en Eugene. Después de un breve periodo en un seminario en Fort Worth, concurrió a la Universidad de Pittsburg para hacer un postrado en ciencias bibliotecarias. Una vez graduado, trabajó como bibliotecario en la Universidad Case Western. Pocos años después, dejó su trabajo y empezó a servir a tiempo completo.

En 1973 el hermano Lee le pidió a Titus que volviese a Taiwán con el fin de conducir un entrenamiento para jóvenes. La primera labor que Titus Chu realizó en Taiwán aparentemente tuvo un resultado positivo. No obstante, incluso en esa temprana etapa, Titus ya tenía dificultad de coordinar con los colaboradores mayores en Taiwán, principalmente debido a un manifiesto orgullo, resultado del éxito de su obra. Una vez completado el entrenamiento, volvió a los Estados Unidos, dejando una impresión no favorable en los hermanos que tomaban la delantera en Taiwán.7

Durante el verano de 1980, el hermano Lee envió nuevamente a Titus Chu a Taiwán, esta vez con el fin de conducir un entrenamiento de un año para el perfeccionamiento de los santos que habían sido llamados por el Señor a servirle de tiempo completo. Durante este entrenamiento, Titus condujo a los entrenantes a estudiar la Biblia principalmente por medio de la utilización de libros de referencia en griego, hebreo e inglés y concordancias. Los mensajes de los Estudios-vida y otros materiales del ministerio fueron utilizados únicamente para confirmar lo que había sido ganado independientemente por medio de las herramientas de referencia. Este fue un desvío de la manera en que el hermano Lee entrenaba a los santos, la cual consistía inicialmente en constituirlos con la revelación de la Biblia tal como esta abierta en los materiales del ministerio, y, después, sólo con mucho discernimiento, respaldar la revelación divina mediante la utilización de las herramientas de referencia.8 La manera en que Titus Chu entrenaba produjo un resultado diferente a la manera que utilizó el hermano Lee, quien inmediatamente reconoció el hecho y rechazó la diferencia.9

En 1982, Titus Chu y Joseph Fung de Hong Kong conspiraron para dividir las iglesias en Taiwán. Fueron detenidos en su cometido por el hermano Kung-Huan Huang, un colaborador mayor enviado por el hermano Lee para laborar en Japón. Recientemente, el hermano Huang escribió lo siguiente en una carta abierta:

Titus Chu y Joseph Fung de Hong Kong colaboraron en 1982 en la planificación de una conferencia internacional a celebrarse en Kaohsiung con el fin de dividir el testimonio del Señor en Taiwán. Mi oposición hizo que tal cometido fuese infructuoso.10

Unos años más tarde, Joseph Fung llegó a ser el líder de una rebelión y fue puesto en cuarentena por sus actividades divisivas. En aquella oportunidad Titus Chu no se unió a la rebelión de Joseph Fung y permaneció en el recobro del Señor, pero actualmente no hay señales de que haya tenido un giro sustancial.

Incluso a pesar de las reservas que tenían algunos colaboradores mayores en Taiwán con respecto a Titus por los problemas que habían tenido anteriormente para coordinar con él, por una fuerte recomendación del hermano Xun-Min Qu en favor de Titus Chu al hermano Lee, en 1983 el hermano Lee envió a Titus otra vez a Taiwán a conducir un entrenamiento anual de tiempo completo. Honrando la comunión del hermano Lee, se llegó a la decisión de que Titus Chu se haría cargo de los jóvenes, los hermanos Suey Liu y Wu-Chen Chang cuidarían de los santos mayores y el hermano Xun-Min Qu de los obreros.11

Inmediatamente a su regreso de Taiwán, Titus empezó a causar problemas una vez más, esta vez de naturaleza más seria. Durante las clases semanales que tenía con los entrenantes, hablaba abiertamente de las faltas que percibía en los ancianos mayores y en los colaboradores, promoviéndose él mismo delante de los jóvenes. Durante una clase, se dio cuenta de que había ido demasiado lejos en sus críticas y exhortó a los entrenantes a que, al volver a sus casas, borraran las grabaciones de audio que habían hecho de la clase. El hermano Horng Lin, un colaborador de Taipei quien estuvo en aquella clase, afirmó que Titus les dijo: "Los veo como a mi propio pueblo. No me traicionen, no me vendan."12 De manera regular, Titus utilizaba las horas de clase para menospreciar a los ancianos y colaboradores mayores, hermanos tales como Suey Liu, Wu-Chen Chang, y Xun-Min Qu, y declarar su superioridad sobre ellos. Una vez informado acerca de los problemas causados por Titus en Taipei, el hermano Lee lo llamó inmediatamente de vuelta a Estados Unidos después del primer mes de su llegada a Taiwán, y nunca más lo envió a laborar a Taiwán.13

En 1984 el propio hermano Lee regresó a Taiwán. Más tarde, dijo a un grupo de colaboradores:

En 1983, hubo un serio problema en Taiwán. Esto, en parte, es la razón por la que volví en 1984. Titus Chu llegó a ser un gran problema. Pero la preocupación era cómo sanar la situación.14

Aunque el hermano Lee nunca volvió a enviar a Titus Chu a Taiwán para la obra, éste frecuentemente visitaba Taiwán por su cuenta. Cada vez que volvía, se reunía para tener comunión privada con grupos de servidores quienes habían sido jóvenes bajo su entrenamiento al principio. El efecto que tuvieron estas comuniones fue el de formar un partido entre algunos de los colaboradores. Aquel partido afectó la obra del Señor en Taiwán durante muchos años. En estas reuniones privadas, Titus comentaba frecuentemente a los hermanos que todo el mundo "será nuestro" después de que falleciera el hermano Lee. El hermano Lee estaba consciente de estas reuniones y de los sentimientos repetidos respecto a su eventual muerte junto con sus consecuencias anticipadas. En aquellos años, durante una conversación con el hermano Paul Wu, el hermano Lee observó: "Parece que muchos hermanos desean que me vaya pronto con el Señor, pero por Su misericordia, aún sigo aquí. Esto los expone a todos ellos".15

Durante este mismo período de tiempo, Titus dijo a Joseph Wu, un colaborador que hoy día sirve en el Entrenamiento de Tiempo Completo en Taipei:

En Hong Kong, el hermano Joseph Fung se apuró demasiado. Debería haber esperado un par de años más. Entonces, toda la tierra podría haber sido nuestra.16

En el área de Cleveland, Titus hizo comentarios similares.

A la luz de los recientes esfuerzos de Titus Chu de labrarse para sí seguidores de entre las iglesias en el recobro del Señor, el hermano Kung-Huan Huang, quien había previsto el esquema que tenía Titus junto con Joseph Fung para dividir las iglesias en Taiwán en 1982, afirmó:

Durante los últimos veinte años, él no ha declinado de su propósito: cuán ambicioso y cuán terrible.17

El registro de las actividades de Titus Chu durante los últimos veinticinco años prueba la evaluación que hizo el hermano Huang. Desde la partida del hermano Lee, se hizo muy evidente que esta motivación ha permanecido latente e inamovible en el corazón de Titus Chu y ha brotado con audacia progresiva.

Durante los años siguientes, el hermano Lee intentó hacer dos cosas: ayudar a Titus Chu y vacunar a los colaboradores con respecto al ministerio y a las actividades de Titus Chu.

Los esfuerzos que hizo el hermano Lee para ayudar a Titus Chu

Aunque el hermano Lee estaba consciente de las reuniones privadas con colaboradores que tenía Titus en Taiwán, él laboró esforzándose por rescatarlo:

Creo que el hermano Lee quería rescatarlo desesperada-mente, para preservar su función. Este era el corazón del hermano Lee. Pero eso no quería decir que todo estaba bien. El hermano Lee tenía mucha claridad acerca del peligro, acerca de la situación, de modo que tuvo mucha comunión a solas con Titus Chu con el fin de ayudarle.18

1989: Cinco factores divisivos escondidos que aún existían en el recobro del Señor

A fines de los años ochenta, dos cosas principales ocuparon el servicio del hermano Lee en el recobro del Señor. Primero, el hermano Lee estaba laborando en Taiwán para introducir a las iglesias a la manera ordenada por Dios de reunirse, de servir y de dar fruto. Segundo, pastoreaba a los santos durante el disturbio causado por un grupo de obreros ambiciosos. En 1989, al hablar acerca del disturbio causado por estos hermanos, el hermano Lee identificó cinco factores divisivos escondidos que habían emergido a la superficie durante aquella rebelión:

  1. La intención de hacer una obra adicional dentro de la obra única del recobro del Señor.
  2. La tendencia a mantener territorios separados.
  3. La manera de operar a fin de que la obra de uno no se mezcle con la de otros.
  4. La expectativa escondida de llegar a ser una figura prominente en la obra del Señor.
  5. La negligencia con respecto a guardar la unanimidad en el recobro del Señor.19

Enfatizó estos asuntos debido a que estos factores estaban latentes en el recobro del Señor. En particular, era evidente que la "región" de la obra de Titus Chu estaba aislada de las iglesias y de los colaboradores en general.

Abril 23 de 1991: Diez puntos preocupantes en cuanto a la obra de Titus Chu

El 23 de abril de 1991, el hermano Lee tuvo una larga conversación con Titus Chu.20 En ésta, identificó diez puntos que expresaban su sentir y preocupación en cuanto a la obra que estaba realizando Titus Chu:

  1. Toda obra debe realizarse en beneficio del recobro del Señor y no para beneficio personal.
  2. En la obra, el contenido debe ser Cristo.
  3. Los colaboradores deben vivir una vida en la que mueren juntamente con Cristo.
  4. Nuestra obra debe estar llena de la comunión del Cuerpo de Cristo.
  5. En la obra, no debe haber un espíritu, ni una actitud o manera de hacer las cosas de un modo dominante bajo el control de una sola persona.
  6. Entre Titus y el hermano Lee, existe una diferencia en grado o profundidad en cuanto a cómo ver la economía de Dios.
  7. La visión que Titus tiene de la obra no corresponde con la que tiene el hermano Lee.
  8. Titus no debería decir a las personas que el hermano Lee lo envió o que estaba haciendo la misma obra que el hermano Lee.
  9. Titus no debería ensalzar ni usar a ningún hermano en particular en su visita planificada a Corea del Sur, sino solamente animar a todos ellos.
  10. Titus no entraba ni conducía a los santos a la manera ordenada por Dios de predicar el evangelio como un ministro del Nuevo Testamento, no nutría a los nuevos creyentes para causar su crecimiento, no perfeccionaba a los santos mediante reuniones de grupo y no desarrollaba la capacidad de los santos para profetizar a fin de que la iglesia fuese edificada.

El hermano Lee le recordó a Titus que durante por lo menos cinco años le estuvo diciendo que no pretendiera representarle a él ni pretendiera haber sido enviado por él. Cerca del final de la conversación, el hermano Lee le dijo a Titus:

Te digo esto en comunión esperando que aceptes punto por punto y que vayas delante del Señor para recibir gracia a fin de llevar estos puntos delante del Señor y repasarlos. ¿Está bien? De lo contrario, llegarás a ser un problema en el futuro del recobro del Señor. Entonces, el resultado de tu obra será una obra regional.21

El hermano Lee también le recordó a Titus acerca del deseo que tenía de que éste pasara un tiempo en Anaheim.

Hace dos años, deseaba que vinieras a Anaheim para quedarte durante algún tiempo. No sólo algunas veces por semana, esto no funcionaría. Tampoco dos o tres semanas sino por lo menos medio año.22

El hermano Lee reiteró su invitación a Titus para venir a California y compenetrarse con los colaboradores del hermano Lee a fin de que pudiera darse cuenta de su carencia.

Siento ahora que puedes poner completamente a un lado la obra en la región de Cleveland y dejar que el Señor mismo tome la dirección. En cuanto a ti, debes permanecer al menos medio año aquí para estar en contacto cercano con más de diez colaboradores y compenetrarte con ellos diariamente. Entonces, podrás darte cuenta de tu carencia. El sólo hecho de decir que tienes una carencia no es adecuado.23

El hermano Lee también le recordó a Titus de su compromiso de no tener contacto con los hermanos en Taiwán de la manera en que lo hizo en el pasado, refiriéndose a su práctica de reunirlos para tener comunión en privado. Corrigió enérgicamente a Titus diciéndole: "Esto es tan absoluto como el acero, esto no debe hacerse en absoluto".24

Titus rechazó las correcciones del hermano Lee25 sintiendo que había sido malinterpretado. Expresó varias veces su sentir a un número de otros colaboradores acerca de que el hermano Lee había sido injusto con él. Culpó equivocadamente a los colaboradores del hermano Lee diciendo que habían influenciado al hermano Lee para estar en contra de él. El hermano Livingstone Lee dijo que cada vez que Titus mencionaba los diez puntos del hermano Lee, siempre decía sentir que alguien estaba empujando al hermano Lee a decir aquellas cosas.26

Octubre de 1993: Pide a Titus no formar partidos

En 1993 el hermano Lee le dijo una vez más a Titus que no continuara haciendo las cosas que estuvo haciendo en Taipei. Le dijo que nunca formara partidos y que nunca llevara a los hermanos a las cafeterías. El hermano Simpson Chen dijo que durante seis o siete años, cada vez que Titus se reunía con estos jóvenes hermanos, frecuentemente criticaba a muchos de los colaboradores, incluyendo al hermano Lee.27

Febrero 14 de 1995: No recibir ministerios diferentes ni edificar fortalezas personales

El 14 de febrero de 1995, el hermano Lee habló una vez más con Titus Chu por teléfono. En su comunión, Witness Lee corrigió a  Titus Chu en lo que concierne al punto de vista diferente que tenía éste respecto al ministerio:

La Biblia nos muestra que Dios es uno y que la economía de  Dios es una sola. La meta de la expresión de Dios, la meta de la economía de Dios, también es una sola, la cual es Cristo y la iglesia, el Cuerpo de Cristo. Trátese del Antiguo Testamento o del Nuevo Testamento, ambos tenían únicamente un solo ministerio. Pero esto no quiere decir que bajo este ministerio o en este ministerio no exista el ministerio de muchas personas de forma individual. En efecto, los hay. Sin embargo, estos muchos ministerios individuales se hallan bajo la dirección de aquel único ministerio.28

Entonces, él habló acerca de la práctica de un colaborador que dejó el recobro del Señor y tomó el camino de recibir ministerios diferentes:

Después del fallecimiento del hermano Nee, el primero que habló acerca de recibir ministerios fue el hermano Stephen Kaung; él tomó el liderazgo en cuanto a recibir ministerios. Bien, desde ese entonces ha estado recibiendo ministerios hasta hoy. Han transcurrido más de treinta años, y éstos ahora son historia. ¿Cuál es el resultado? Puedo preguntar ahora: ¿Cuál es el ministerio de Stephen Kaung? No creo que ni él sea capaz de decirnos cuál es su ministerio.29

Después, el hermano Lee habló acerca de su preocupación en  cuanto al resultado de una conferencia a celebrarse en breve en la cual un grupo de colaboradores compartiría la carga. Él dijo que basados en las experiencias y observaciones del pasado:

Lo primero [que hacíamos en el pasado] era celebrar una conferencia. El resultado de esa conferencia era poner de manifiesto cuál de ustedes ocho es capaz de hablar y laborar. Sin duda alguna, lo que seguía era que los que son capaces de hablar y laborar eran invitados con frecuencia y el resultado de aquella obra sería que aquel lugar llegaría a ser una región, una fortaleza en la montaña que pertenece a aquellos que son capaces de hablar y laborar. ¡Esto es repetir el mismo error! ¡Esta debe ser una lección extraída de muchos fracasos! ¡No funcionará!30

Posteriormente, durante esta conversación, el hermano Lee dijo:

No se pueden repetir en absoluto los mismos errores. No puede ser que otra vez quien quiera que sea capaz de hablar sea recibido por cualquiera que vaya a escuchar a aquella localidad y celebre una conferencia, de manera tal que se convierta en la región para su obra, llegando a ser inconscientemente su fortaleza en la montaña.31

El hermano Lee repitió esta misma comunión con un grupo internacional de ancianos y colaboradores reunidos en Anaheim el mes siguiente. En aquel entonces dijo:

Hoy día, cualquiera que tenga visión se dará cuenta con un solo vistazo que ni el hermano Nee ni yo realizamos nuestra propia obra personal; nuestra obra es la obra del recobro del Señor cuyo fin es la edificación del Cuerpo de Cristo. Les digo esto con la esperanza de que sean influenciados de mi parte. Yo fui grandemente influenciado por el hermano Nee, y también espero que ustedes sean influenciados por él.

Esta es la razón por la que he convocado a varias reuniones urgentes para ancianos y colaboradores desde 1984. Llamé a estas reuniones urgentes debido a que observé que entre nosotros había la tendencia hacia la división. Liberé una serie de verdades que fueron impresas más tarde en varios tomos (véase Entrenamiento para ancianos, libros 1—11). Todos ustedes deberían leer estos libros. Les dije que la era del feudalismo había terminado y que ya no deberíamos hacer la obra de señores feudales. Los colaboradores deben salir, pero jamás deben hacer la obra de edificarse fortalezas, hacer una obra de señores feudales; únicamente deben hacer la obra de recobro del Señor. Si todos hacemos la obra de recobro del Señor, se producirá el único Cuerpo. Si solamente tres o cinco personas que son unánimes salen a laborar en una pequeña región, el resultado no es la unidad ni la unanimidad; antes, dicho resultado crea división. Esta es la verdadera razón para que exista el disturbio de los años recientes.32

Noviembre 13 de 1995: Expresa la preocupación que tiene acerca de la "obra aislada" de Titus

En 1995, a pedido del hermano Lee, un grupo de cuatro hermanos procedentes del área de Los Grandes Lagos vino al Sur de California para compenetrarse con los colaboradores del hermano Lee. Esta fue una continuación de los esfuerzos que hizo el hermano Lee para ayudar en la situación existente en el área de Los Grandes Lagos por medio de introducir a los hermanos responsables en la misma obra que estaban haciendo él y sus colaboradores del sur de California. El hermano Lee hizo esta invitación a partir de una preocupación amorosa no sólo por Titus Chu y por los que laboran con él, sino extendiéndose incluso más, por preservar la unidad entre las iglesias en el Cuerpo de Cristo. Los cuatro colaboradores visitantes permanecieron durante más de un año, viviendo y reuniéndose con las iglesias en Anaheim, Fullerton e Irvine.

El 13 de noviembre de 1995, durante una reunión de los colaboradores del Sur de California (incluyendo a los cuatro hermanos del área de Los Grandes Lagos), el hermano Lee dijo:

Todos nosotros, incluyendo ustedes cuatro hermanos de aquella área, tenemos que admitir que la obra que se realiza en el área de Los Grandes Lagos es una obra aislada. [Los hermanos de ésta área concordaron en que esto era evidente]…Después de casi veinticinco años, no son muchos los colaboradores que fueron invitados a visitar el área de Cleveland. Y muy, pero muy rara vez ustedes, hermanos, han salido de su área hacia otros lugares de una manera compenetrada. Es por eso que propuse a Titus que invitaríamos a venir a algunos de sus colaboradores.33

Efectivamente, Titus vino al Sur de California, pero sólo por unas cuantas semanas. Él no puso a un lado su liderazgo de la obra en el área de Los Grandes Lagos como le había pedido el hermano Lee. Mientras estaba en California, continuo con su práctica de tener comunión privada con algunos hermanos. Como el hermano Lee dijo posteriormente a los hermanos de Taiwán, Titus Chu "no era capaz de ubicarse". El hermano Minoru Chen recopiló los eventos de aquélla vez:

En aquel punto, él [hermano Lee] le pidió y rogó a Titus Chu que viniese al sur de California durante un buen período de su tiempo a fin de unirse a los colaboradores que laboraban aquí en el Entrenamiento de Tiempo Completo en Anaheim para compenetrarse con ellos diariamente. El corazón del hermano Lee era que Titus pasara al menos la mitad de su tiempo aquí. Incluso le pidió a Titus que dejara el área del Medio Oeste de los EE.UU. diciéndole que iba bien y que no se moriría. Le dijo que venga y se compenetre con los hermanos. ¿Saben qué es lo que sucedió? Vino tan sólo por dos o tres semanas, a unas cuantas clases sin intención de compenetrarse mientras en secreto tenía sus propias reuniones privadas con personas que simpatizaban con él y que habían recibido su influencia.35

El hermano Lee instruyó enfáticamente a Dan Towle que no quería que Titus Chu fuese un entrenador en el Entrenamiento de Tiempo Completo en Anaheim ni que hablase en la plataforma, sino que sólo fuera un hermano entre los hermanos compenetrándose con ellos.

Tuve un tiempo personal con Titus intenté ayudar al hermano Lee en el cuidado de esta situación. Titus estaba detrás de mí porque quería saber que debía hacer. Entonces, busqué al hermano Lee y le dije: "Hermano Lee, ¿qué es lo que debe hacer el hermano Titus? ¿Debemos decirle que nos ayude en el Entrenamiento de Tiempo Completo o deberá hacer otra cosa?". Y él dijo: "No. Cualquier cosa, pero no dejen que hable en el entrenamiento. No quiero que hable. No quiero que haga nada. Sólo quiero que se compenetre con los otros hermanos". Entonces, me dirigí a Titus y se lo dije. Luego, por diferentes circunstancias, finalmente no se quedó por mucho tiempo..36

A pesar de los esfuerzos realizados por el hermano Lee, Titus y su obra nunca se compenetraron con la obra única del recobro del Señor. A la postre, la persona y la obra de Titus no fueron tocadas y fueron intocables.

Los esfuerzos del hermano Lee para vacunar a los colaboradores

Al mismo tiempo que el hermano Lee estaba laborando para rescatar a Titus Chu a fin de preservar su utilidad en el ministerio del Señor, también estaba vacunando a los colaboradores con relación a Titus. En octubre de 1984, el Señor guió al hermano Lee a regresar a Taiwán para estudiar y llevar a cabo la manera ordenada por Dios de servir y reunirse para el aumento y la edificación de las iglesias. En ese tiempo, algunos de los santos en Taiwán se preguntaban dónde estaba Titus Chu y cuándo regresaría a la isla. Lo que no sabían era que el regreso del hermano Lee para laborar en Taiwán fue en parte para deshacer el daño causado por la obra de Titus Chu en ese lugar.

El hermano Lee tenía una preocupación principal por los colaboradores en Taiwán debido a esta situación no tan clara [en la que Titus Chu estaba involucrado]. Muchos de los colaboradores todavía estaban siguiendo y apreciando a Titus Chu. Él tenía una gran influencia sobre muchos de los colaboradores en Taiwán, hasta el punto de formar un partido, que podría denominarse un grupo privado de colaboradores.37

Lo que le preocupaba al hermano Lee, tanto como la obra divisiva de Titus, era que muchos de los colaboradores interiormente estaban siguiendo a Titus y no el ministerio.

Mayo de 1986: Advierte que la obra de Titus Chu no es la obra en el recobro del Señor

El hermano Lee nunca respondió las solicitudes de traer a Titus de regreso a Taiwán. Permaneció en silencio sobre este asunto hasta mayo de 1986, justo antes que partiera de Taiwán a los Estados Unidos para hablar en la conferencia del Día de Conmemoración. En ese tiempo invitó cinco de los ancianos en Taipei a su sala de estudio para tener comunión. El hermano Hong Ling recuerda:

No fuimos a buscar comunión con él. Más aun, él nos llamó a su habitación para tener comunión. Todavía tengo una impresión muy profunda y clara. Estaba bastante sorprendido de cómo el hermano Lee inició la comunión. Él dijo: "La obra del hermano Titus Chu no es el recobro del Señor en nada". Se dio cuenta que no entendimos. Entonces procedió a explicar. "La obra del recobro del Señor es producir el Cuerpo, pero la obra de Titus es poner a la gente en su propio bolsillo".38

A partir de este tiempo en adelante, el hermano Lee hizo repetidas inoculaciones a varios de los colaboradores con relación a la obra divisiva de Titus Chu.

Octubre de 1988: Preocupado por el concepto que tenían los hermanos de un "sucesor"

En octubre de 1988, mientras el hermano Lee se acercaba al final de su estudio de la manera ordenada por Dios en Taiwán, cerca de diez hermanos que servían de toda la isla y algunos de los ancianos de la iglesia en Taipei fueron a verlo para persuadirlo de traer de regreso a Titus Chu a Taiwán. El hermano Lee estaba muy descontento con esta propuesta y les dijo que en su concepto ellos querían un sucesor, pero que tal cosa no existía.39

En la mañana siguiente, el hermano Lee llamó al hermano Paul Wu para informarle sobre la visita de los hermanos la tarde anterior. Le preguntó al hermano Paul si sabía acerca de la visita y propuesta que ellos habían hecho sobre Titus. El hermano Paul dijo que los hermanos no le habían dicho y que probablemente ellos sospecharon que no se les uniría en su solicitud. El hermano Lee estaba preocupado, diciendo que aunque él había estado laborando en Taiwán por casi cinco años, estos hermanos no entendían su carga. Estaba afligido debido a que, aún después de un tan largo período de labor, algunos de los hermanos líderes estaban tratando de traer de regreso a Titus Chu. Constante en su práctica, el hermano Lee no habló nada públicamente con relación a Titus y los problemas que había creado sino que continuó ministrando vida desde el podio, creyendo que el ministerio de vida y verdad era la manera prevaleciente para traer a los santos a la claridad y rescatarlos del error. No obstante, al hermano Lee le inquietaba que los hermanos en Taiwán todavía estuvieran bajo la influencia tan prevaleciente de Titus Chu.40

Octubre de 1990: Llama a la formación de partidos por parte de Titus algo "de la carne"

En una reunión con diez colaboradores en Taipei, el hermano Lee dijo que le había dicho a Titus Chu que cada vez que Titus laboraba, formaba un partido. Les dijo a estos diez hermanos que estaban equivocados al seguir a Titus Chu.41

En otra reunión en ese mismo mes les dijo a los mismos hermanos que lo que más él trataba de evitar era hacer cualquier tipo de partido. Les dijo que la labor en Taiwán estaba siendo frustrada debido a tales partidos y les encargó a no hacer esta clase de obra. También les dijo:

Aun cuando estuve muy cerca al hermano Nee, nunca hubo ningún tipo de hablar entre nosotros con respecto a quien sería su sucesor, ni fuimos a un restaurante juntos. El recobro del Señor no es una obra personal, ni hay favoritismo o sucesión. ¿Cómo pueden hacer esto? Lo que hacen estropea el recobro del Señor y daña el templo de Dios. Ir a un café es de la carne.42

De nuevo en una reunión con los diez hermanos el mismo mes, el hermano Lee les dijo que su práctica de ir a un café con Titus Chu después de las reuniones era simplemente carne y afecto natural. Les dijo: "Colaboradores, ustedes se han adherido solos al hermano Chu todo el tiempo. Esto causa problemas entre los colaboradores, porque hay un grupo especial dentro del total de los colaboradores".43

Julio de 1992: Advierte a los colaboradores en contra de seguir a Titus ciegamente

En julio de 1992 el hermano Lee reunió a los colaboradores de nuevo. Esta vez les dijo:

La razón por la que siguieron a Titus en aquella ocasión era porque no estaban claros con respecto a la verdad. En aquellos días, había una crisis dentro de la iglesia en Taipei. Por un lado, los colaboradores que tomaban la delantera no estaban en unanimidad. Por otro lado, Titus estaba levantado otro grupo para sí mismo. Este problema de los colaboradores que le siguen sin discernimiento ha existido desde 1983.44

Marzo 10 de 1993: Les dice a los colaboradores que la obra de Titus es para sí mismo, no para el Cuerpo

En 1993 el hermano Wu-Chen Chang y otros hermanos llamaron al hermano Lee para decirle que no querían que Titus regresara a Taipei. El hermano Suey Liu también llamó al hermano Lee y le dijo lo mismo. El hermano Lee le dijo a los colaboradores en Taipei:

La deficiencia de Titus es que no deja que nadie toque su obra. Su obra no es para el recobro del Señor sino para sí mismo. La manera de hacer las cosas de Titus Chu es formar círculos internos. A él no le interesa el Cuerpo. Finalmente, su manera de hacer las cosas resultará en suicidio espiritual. Por lo tanto, les advierto seriamente acerca de esto.45

Agosto 15 de 1995: Repudia el regionalismo y les dice a los colaboradores que Titus descuida el Cuerpo

En una reunión de colaboradores en su sala de estudio en el sur de California el 15 de agosto de 1995, el hermano Lee dijo:

Por años, el regionalismo ha estado dividiendo los Estados Unidos. Debemos cambiar nuestra manera de trabajar. No deberíamos tener nuestra propia región o imperio. Rara vez hay comunión entre una región a otra. El sabor regional debe llegar a su fin. Pablo y Pedro trabajaron en diferentes regiones pero tenían una buena relación. La barrera estaba con Jacobo. Jerusalén no estaba compenetrada en el Cuerpo de Cristo debido a Jacobo... Necesitamos la compenetración de las regiones. Por veinte años esto nos ha estado dividiendo. Convoqué una reunión urgente de ancianos en 1982 para exponer este asunto. He entendido esto claramente por años, pero no quería tocarlo de forma fuerte. Max [Rappaport] con John Ingalls y otros como ellos no son el verdadero problema hoy. El verdadero problema es el regionalismo. Nuestra compenetración comenzó dos años atrás en la Conferencia del Día de Conmemoración.

En 1983, hubo un problema serio en Taiwán. Esto es parte del motivo por el cual regresé en 1984. Titus Chu llegó a ser un gran problema. Pero la preocupación principal era cómo sanar la situación.

Titus Chu toma el camino equivocado al descuidar el Cuerpo. Titus sabe que el recobro del Señor está conmigo. Él no dejaría el recobro del Señor. Así que hace cosas en mi nombre para mantener la paz. Titus se da cuenta que yo puedo confiar en determinado hermano, así que tratará de ser aceptado por tal hermano.

Desde el inicio me di cuenta que no debía hacer nada diferente de Watchman Nee. Esto era para preservar el único Cuerpo, el único fluir, el único ministerio, etc. Nunca hice nada diferente, ni sobrepasé a Watchman Nee. Lo que necesita el Señor es tener un ministerio, decir lo mismo, guardar el mismo fluir.46

Julio 11 de 1996: Advierte acerca de la obra individualista de Titus y les dice a los colaboradores que están ciegos al seguirle

El 11 de julio de 1996, después del Entrenamiento de verano, el hermano Lee se reunió en su hogar con un grupo de colaboradores de Taiwán. En aquel tiempo les habló seriamente en cuanto a su entendimiento de que algunos de ellos todavía seguían a Titus Chu y los peligros de hacer eso. Él dijo:

¿Cuál es la clase de obra que hace Titus Chu? En la obra en los Estado Unidos, él da una mala impresión. La obra que hace es individualista y sin comunión. Yo le amo. En 1989, después que regresé, me mantuve pidiéndole que viniera aquí. Vino, pero no pudo encajar. No sé dónde ubicarlo. Él envió a cuatro personas aquí. A uno de ellos le fue bien, pero ninguno de ellos permaneció. No debería traer su manera de trabajar a Anaheim. Eso no es posible. La obra en Toronto tiene el mismo problema. Me doy cuenta que es una obra que daña a las personas.47

De nuevo les recordó de su comunión con ellos en Taiwán acerca de la práctica de Titus Chu de invitar a ciertos colaboradores a un café para tener comunión privada.

Más aun, Titus Chu los llevó a un café. ¿Acaso no hemos abandonado el mundo? Si alguien me lleva a una casa de té, ya no le seguiría. Esta persona incluso habló de ciertos lugares que llegan a ser suyos. ¿Cómo pueden seguirle? Por favor perdónenme. Fui a Taiwán con el propósito de tratar con este asunto. Fui y rescaté a Taiwán.48

Luego les rogó seriamente:

Con respecto al hermano Titus Chu, ustedes todavía son jóvenes y no conocen la verdad adecuadamente. Ni siquiera entienden las cosas mundanas de manera completa. Déjenme decirles que si yo fuera ustedes, definitivamente no seguiría a Titus Chu. ¡Simplemente no pueden seguirlo! Por muchos años, he tratado de ayudarlos muchas veces; sin embargo todavía lo están siguiendo. ¡Sólo un ciego lo seguiría!49

Por la misericordia del Señor, hoy todos estos hermanos con excepción de Frank Lin están claros y están prosiguiendo fuertemente en unanimidad en el recobro del Señor.

Los esfuerzos de los colaboradores para compenetrarse con él

Después que el hermano Lee pasó a estar con el Señor en junio de 1997, los colaboradores se encontraron ante decisiones importantes con respecto a cómo llevar adelante el recobro del Señor según la enseñanza y el modelo establecido por el hermano Nee y el hermano Lee. Antes de su muerte, el hermano Lee dijo que el Señor le había mostrado que Él continuaría el ministerio en el recobro del Señor a través de un grupo de hermanos quienes servirían y funcionarían junto con Él para hablar lo mismo de manera compenetrada por medio de mucha oración cabal y al tener comunión unos con otros.50 En "Una carta de comunión con acción de gracias" con fecha 24 de marzo de 1997 y dirigida a todos sus coparticipes en el recobro del Señor, el hermano Lee escribió:

El Señor me mostró que Él ha preparado a muchos hermanos quienes servirán como co-esclavos conmigo en una manera compenetrada. Siento que este es el arreglo soberano del Señor para Su Cuerpo y la manera actualizada de cumplir el ministerio.51

En 1995, el hermano Lee comentó que después de volver de Taiwán, desde que el Entrenamiento de Tiempo Completo en Anaheim comenzó, había "aquí un grupo de colaboradores quienes realmente estaban en armonía".52 También declaró: "Ahora todas las iglesias alrededor del mundo tienen el deseo de ser compenetradas. Definitivamente hay tal inclinación a la compenetración en el recobro del Señor".53

En su esfuerzo por tomar la manera establecida por el hermano Lee, los colaboradores tuvieron mucha comunión después de su partida. Esta comunión incluyó una amplia consideración de quienes podrían ser aquellos "hermanos compenetrados" a los que el hermano Lee se refirió pero a quienes no identificó explícitamente. El hermano Dan Towle recuerda:

Habíamos visto al hermano Lee y lo que él había hecho por años, y por esto nos reunimos a tener comunión y a orar. Él había hablado acerca de los hermanos compenetrados, y entonces la pregunta era: "¿Quiénes son los hermanos compenetrados?". Y no sabíamos quienes eran los hermanos compenetrados. En ese entonces Andrew [Yu] dijo: "Bien, los hermanos compenetrados son los hermanos que están compenetrados". Y de esta manera abrimos la comunión de los así llamados hermanos compenetrados. La abrimos muy ampliamente para cualquiera que sintiera que debía venir, y Titus y un número considerable de hermanos del área de Los Grandes Lagos sintieron que debían venir, y comenzaron a asistir a esas reuniones.54

Muchos de los colaboradores se dieron cuenta que todavía existía un problema con el ministerio de Titus Chu. Se tomó una decisión de seguir el patrón del hermano Lee al tratar de compenetrar las diferencias regionales y de compenetrar varias obras regionales en la única obra del ministerio. El hermano Dan Towle continúa:

Después de tener comunión y orar, decidimos, basados en el patrón del hermano Lee y basados en su carga de tratar de introducir a la compenetración a esos hermanos, que haríamos nuestro mejor esfuerzo por seguir al hermano Lee en su patrón de introducir a la compenetración a estos hermanos porque esto representa una buena parte en el recobro del Señor en América... Esto fue un asunto muy importante para nosotros, no fue algo liviano... Basados en eso comenzamos a intentar ser compenetrados.55

Poco después de que los hermanos comenzaron a reunirse para tener comunión después de la partida del hermano Lee, surgió la pregunta con respecto a quiénes hablarían en las reuniones del ministerio y en las siete fiestas anuales. Titus Chu dejo claro de manera personal y a través de los hermanos en el área de Los Grandes Lagos que él deseaba hablar, pero los colaboradores sabían que el hermano Lee no quería que Titus representara su ministerio al hablar desde el podio. Deseando con anhelo traer a Titus y a los hermanos que laboran con él a la compenetración, los colaboradores invitaron a Titus a participar para que comparta en las fiestas anuales en los primeros dos años después de la partida del hermano Lee. Sin embargo, Titus Chu continuó haciendo su propia obra con sus propias publicaciones y usando la relación que tenía con los hermanos compenetrados y su participación de hablar en las siete fiestas anuales como o el visto bueno para abrir puertas para su ministerio en otros lugares. En una carta dirigida a Titus Chu de fecha 4 de junio del 2005, veintiún colaboradores que se compenetran escribieron:

Después de que el hermano Lee falleció, todos los colaboradores reafirmaron enfáticamente su deseo de seguir fielmente el ministerio del hermano Lee y de optar por la senda de la compenetración así como observar las siete fiestas anuales que el hermano Lee legó al recobro del Señor antes de morir. Por tanto, con respecto a la enseñanza en el recobro del Señor, decidimos repetir el hablar del hermano Nee y del hermano Lee; con respecto a la práctica del liderazgo en el recobro del Señor, el grupo de hermanos compenetrados estaba plenamente abierto y dispuesto a incluir hermanos de todas las partes del mundo. Puesto que usted y otras personas relacionadas con el servicio suyo expresaron el deseo de participar en dicha comunión, también a ustedes se les dio la bienvenida. Los hermanos que habían sido perfeccionados por el hermano Lee ciertamente sabían de los problemas que habían existido mientras el hermano Lee estaba vivo. No obstante, un número de esos colaboradores decidieron intentar hacer que tales situaciones sean asimiladas y superadas mediante la compenetración propia del Cuerpo con la esperanza de que los hermanos involucrados fuesen sanados y resguardados para el recobro del Señor y tales situaciones fuesen remediadas. El esfuerzo por compenetrarse no sólo consistió en participar de las siete fiestas anuales, sino también en un número de reuniones con grupos más pequeños de colaboradores en Londres, Cleveland, California y Phoenix, entre muchas otras ocasiones de comunión. Un número de colaboradores suyos fue invitado entonces a compartir parte de las responsabilidades concernientes al ministerio en otros países. Las iglesias conjuntamente celebraron algunas fiestas anuales y conferencias en Chicago y Cleveland. Usted mismo también fue incluido como uno de los oradores compenetrados en algunas de las siete fiestas. Pero después de escucharlo hablar y tomando en cuenta las palabras severas dichas por el hermano Lee en el pasado, así como el ejemplo dejado por él, muchos de los colaboradores simplemente no tenían paz de que usted hablara representando el ministerio del hermano Lee. Además, usted mismo se excedió y, entre otras cosas, se refirió al grupo de colaboradores compenetrados como "Roma" y comparó ir a Anaheim con el rito musulmán de ir a la "Meca".57

Los colaboradores se reunieron para orar y tener comunión con ellos más de veinticuatro veces, algunas veces por varios días, en un esfuerzo por compenetrar a Titus Chu y a sus colaboradores en el Cuerpo, pero sus esfuerzos finalmente resultaron fútiles. Los colaboradores vieron que la situación sólo empeoraba después de cada intento. La participación de los hermanos del área de Los Grandes Lagos se redujo hasta que solamente Titus y unos pocos de sus colaboradores más cercanos asistían. Después de muchas veces de tales comuniones se hizo claro que Titus no aceptaría ninguna forma de ajuste y que no tenía ninguna intención de unir su obra a la única obra en el recobro del Señor. Los colaboradores se vieron obligados a detener sus esfuerzos cara a cara para solucionar los problemas existentes cuando se hizo evidente que Titus estaba usando su asistencia a la compenetración de los colaboradores como la aprobación de su obra independiente y que estaba actuando falsamente con los colaboradores.58

Los problemas causados por la obra de Titus Chu

Después de la partida del hermano Lee, un número creciente de reportes con respecto a los problemas causados por el ministerio de Titus Chu, empezó a ser presentado a los colaboradores.

El área de Los Grandes Lagos y el este de Canadá

Tal como el hermano Lee hizo notar, Titus Chu hizo una obra de separación en el área de Los Grandes Lagos. Él separó tanto a sus colaboradores como a las iglesias de la comunión común de los colaboradores y las iglesias en el recobro del Señor. Conforme pasaron los años, menos y menos colaboradores de afuera fueron invitados a ministrar allí, y menos y menos obreros y santos en las iglesias tenían comunión fuera del círculo cerrado de las iglesias en el área. De hecho, muchas de las iglesias del área de Los Grandes Lagos tenían muy poca comunión entre ellas mismas. Iglesias que eran vecinas inmediatas, tales como Elyria y Fairborn, Ohio, fueron excluidas de participar en las reuniones de los hermanos que llevan la delantera en el área y de la comunión de las iglesias en Ohio.59

Titus Chu comenzó a criticar de manera más abierta a los colaboradores y las iglesias fuera del área. Les dijo a sus obreros de que ir a Anaheim para los Entrenamientos internacionales y conferencias era como ir a la Meca o a Roma.60 Los hermanos en algunas de las iglesias en el área primero comenzaron a censurar y luego a descontinuar por completo los vídeo entrenamientos y a desanimar a que participaran en las siete reuniones internacionales cada año. Titus programó sus propias conferencias y entrenamientos para que coincidiesen o se traslapasen con las reuniones regionales o internacionales.61

Titus Chu llevó adelante una obra que está separada, es diferente, y está en oposición a la de los colaboradores compenetrados. Él tenía sus propios entrenamientos, conferencias, y publicaciones. Insistió en que los hermanos en las iglesias bajo su ministerio preparasen sus propios materiales en lugar de usar La palabra santa para el avivamiento matutino publicado por Living Stream Ministry, y declaró que los colaboradores y LSM estaban tratando de controlar las iglesias por medio de esta publicación. Rechazar La palabra santa para el avivamiento matutino le permitió a sus obreros seleccionar porciones limitadas del ministerio que parecían apoyar su punto de vista y su obra. Publicó el Fellowship Journal, que presentó sus propias interpretaciones tendenciosas y a beneficio propio de asuntos tan importantes como el ministerio, la función de los miembros, y la unidad del Cuerpo de Cristo. El reciente énfasis de Titus Chu en cuanto a los ministerios independientes y "regiones de la obra" son simplemente la continuación de sus esfuerzos para justificar la manera que ha estado tomando por años para separar su obra del recobro del Señor. En áreas bajo su obra, firmemente reemplazó los escritos y enseñanzas del hermano Lee con las suyas propias.62

Titus Chu ha producido un sistema de enseñanzas erróneas (Ef. 4:14) negando los elementos clave de la enseñanza y el liderazgo del ministerio del hermano Lee.63 Él ha endosado los escritos de Nigel Tomes, un hermano de Toronto quien ha diseminado mundialmente escritos que disienten al atacar a los colaboradores y a Living Stream Ministry y representar mal muchos asuntos de la verdad y de la práctica del ministerio en el recobro del Señor.64 Tanto Titus como Nigel han repetidamente atacado a los colaboradores y a Living Stream Ministry con numerosos falsos informes.65 Ellos también han negado la unicidad del ministerio en el recobro del Señor.66

Titus Chu ha animado a sus colaboradores jóvenes a ser agresivos y ambiciosos para aumentar su iglesia, aun por medios mundanos. Bajo esta influencia, han introducido entreteni-mientos mundanos para atraer a la gente joven.67 Han justificado su curso de acción al apelar a interpretaciones imaginarias de la Biblia y del ministerio del hermano Lee. Por ejemplo, en febrero de 1997 el hermano Lee en su último hablar público al recobro del Señor, dijo:

Tenemos mucho que aprender en cuanto a recibir a las personas conforme a Dios y conforme a Su Hijo. Debido a nuestra negligencia en este asunto, hemos ofendido al Cuerpo de Cristo y a muchos hermanos y hermanas en el Señor. Por esta razón, me arrepentí profundamente delante del Señor.68

Esta cita ha sido mal usada por Titus Chu y sus colaboradores para declarar que la "voluntad" que el hermano Lee comunicó al recobro del Señor antes de fallecer era que los santos se reconciliaran con la cristiandad y comenzaran a aprender humildemente de ella.69 Esta errónea e imaginaria aplicación de las palabras del hermano Lee ha sido usada para justificar la adopción de muchas maneras que usa la cristiandad mundana, de la cual Witness Lee habló específicamente en contra de ello; por ejemplo, usar música rock, dramas, y otras prácticas de las "mega-iglesias" para ganar un aumento de gente joven. Como resultado, una generación de jóvenes y sus servidores en el área de Los Grandes Lagos está siendo guiada a retroceder a las maneras de las naciones, la cual cambio la naturaleza del recobro del Señor yendo de una naturaleza de pureza a una de mixtura. En algunos lugares, los jóvenes han sido animados a reunirse con otros grupos cristianos para tratar de aprender de ellos, practicar cierto tipo de falsa unidad con ellos, y de esta manera ganar gente para la iglesia. Tal concesión es realmente alarmante, y daña el testimonio del Señor al hacer que los santos participen en las divisiones y desviaciones de la cristiandad. En el mismo párrafo en el que el hermano Lee habló de su profundo dolor por los errores cometidos al recibir a otros creyentes, también advirtió fuertemente en cuanto a la participación en el sectarismo de las denominaciones:

Por supuesto, el sectarismo de las denominaciones no está bien; es absolutamente condenado por Dios. No obstante, los que están en las denominaciones que son genuinamente salvos son hijos de Dios, y Él los ha recibido. Por consiguiente, nosotros también los debemos recibir, pero nunca debemos participar en la división en la cual están ellos.70

Recibir y citar selectivamente el ministerio del hermano Lee para crear una defensa para sus prácticas es característico de Titus Chu y de algunos de sus colaboradores. Recibir, torcer y añadir su propio entendimiento únicamente a aquellas porciones del ministerio del hermano Lee con las que ellos están de acuerdo y las cuales pueden torcer a favor de su propósito, causa confusión a los santos y distorsiona el ministerio del hermano Lee al representar una vista tendenciosa de él. Santos que están bajo esta influencia de disensión están siendo defraudados por los hermanos quienes no reciben de manera pura el ministerio del hermano Lee y de Witness Lee en su totalidad ni lo reconocen como el ministerio de la era.71

Taiwán

Tal como se documentó anteriormente, la exclusión de Titus Chu de la obra en Taiwán por parte del hermano Lee fue debido a los problemas que él causó. Esto no impidió que Titus tratara de cultivar seguidores personales allí. Las actividades de Titus resultaron en un daño a la unanimidad entre los colaboradores y las iglesias en Taiwán por muchos años.

En el 2004, Titus Chu envió un hermano a Taiwán para establecer una imprenta y comenzar a operar en ese lugar. Después este hermano envió correspondencia a las iglesias en Taiwán pidiéndoles que establecieran pedidos permanentes de las publicaciones de Titus.72 Cuando una de estas cartas fue traída al hermano Paul Wu, reconoció que lo que Titus estaba haciendo no era según la comunión del hermano Lee con respecto a ser restringidos a una sola obra de publicación. Se dio cuenta que permitir que las publicaciones de Chu entraran en la iglesia traería un diferente sonido de trompeta con la finalidad de establecer un liderazgo diferente. Por medio de la comunión con los colaboradores y con los ancianos se tomó una decisión fuerte para mantener el principio de ser restringidos a una sola obra de publicación según lo presentado en la comunión del hermano Lee. Desde ese tiempo en adelante la comunión entre Titus y las iglesias en Taiwán fue básicamente cortada.73

China

A principio de la década de los ochenta el hermano Lee les dijo a todos los hermanos involucrados en la obra de habla china que ellos no deberían tratar de llevar a cabo una obra en China continental. Dijo que la obra que está siendo llevada a cabo entre las iglesias allí era la obra del Espíritu Santo y debería ser dejada al Espíritu Santo, y que cualquier intervención externa podría causar problemas a las iglesias en el continente.

Pero Titus, echando a un lado la comunión del hermano Lee, intentó cultivar seguidores en China continental. Comenzó a hacer circular sus propias publicaciones allí en la década de los ochenta. Ni el hermano Lee, ni los colaboradores estaban conscientes de la obra de Titus Chu en China. Titus en una carta con fecha 22 de julio del 2006, en la cual reprende a veintiún colaboradores que se compenetran, escribió:

A principio de la década de los ochenta muchos santos en China recibieron cuatro volúmenes de mis escritos, que tenían el título "Sabor dulce". Ellos copiaron y distribuyeron estos entre ellos mismos. Este material se hizo circular entre muchas localidades y santos y fue crucial para sostener a los creyentes en el continente a través de una era de dificultad. Por medio de esta literatura, ellos se percataron de mí y muchos apreciaron mi ayuda.74

Esta carta, escrita más de veinte años después del inicio de la obra de Titus en China, fue la primera vez que los colaboradores, quienes estaban laborando con Witness Lee por décadas para traer a Titus Chu a una sola coordinación, oyeron que él había hecho eso. Esta obra independiente y llevada a cabo separada de la comunión del Cuerpo no estaba limitada a las publicaciones. Él continúa,

Debido a esto, tuve la oportunidad de tener comunión con los líderes de varias partes de China en dos ocasiones. Apreciaron mi comunión y me pidieron ayuda. En respuesta, enviamos algunos colaboradores de habla China del área de Los Grandes Lagos. De igual manera, su porción fue grandemente apreciada.75

Al tener comunión con los "líderes" de China en respuesta al presunto éxito de sus escritos, el envío de sus propios colaboradores a China, y la promoción de su propia literatura, Titus Chu continuó en una obra que era diferente y separada de y en rivalidad con el hermano Lee y los hermanos que laboran en unanimidad con él. En cuanto a los efectos de la literatura de Titus Chu en China, cualquier ayuda personal que se recibió por medio de su ministerio fue ciertamente no en la escala de que hace alarde, y el beneficio personal que algunos pudieron haber recibido ha sido más que contrarrestado por la confusión, disturbio, y división que continúa poniendo en peligro la unidad del testimonio del Señor en China hasta el día de hoy.

Titus llevó a cabo entrenamientos en China en 1996 y 1998, otra vez completamente aparte de la comunión del hermano Lee o de sus colaboradores, quienes continuaron respetando la comunión previa del hermano Lee de no llevar a cabo ninguna obra en China. Él no informó al hermano Lee sus intenciones de tener un entrenamiento en 1996. En su entrenamiento de 1998 Titus estableció cuatro hermanos fieles a él para supervisar las cuatro obras regionales en China76 Esto, también, fue hecho sin ninguna comunión.

En el verano del año 2000, un grupo de colaboradores relacionados con la obra de habla China se reunió en Anaheim con respecto a China. Estos hermanos acordaron, basados en la comunión previa del hermano Lee, que:

  1. Todos los hermanos que visitan China no deberían ir allí a hacer una obra, basados en la comunión del hermano Lee en los años ochenta.
  2. Por medio del contacto y comunión personal, los hermanos deberían ayudar a los santos en China a entrar en la vida y la verdad.
  3. Los hermanos deberían hacer todo lo posible por suministrar a los santos en China con la palabra del ministerio.77

Por medio de comunión adicional, también se acordó que los hermanos fuera de China no dirían nada acerca de si las iglesias dentro de China debían registrase con el gobierno. Estos principios fueron afirmados en reunión de los hermanos responsables de la obra de habla China en el año 2004 en la ciudad de Kansas.79

En su obra en China, Titus violó todos estos principios. Aun más, nunca les dijo acerca de su propia obra en China a los otros hermanos relacionados con la obra de habla China, de la circulación de sus propias publicaciones, de la alineación que tenía con grupos que estaban registrados con el gobierno, ni de los entrenamientos que había llevado a cabo allí.

En una carta del año 2005 dirigida a Titus Chu, veintiún colaboradores escribieron:

Titus, usted ha dado inicio y llevado adelante una obra en la China continental que es completamente ajena a la comunión y a los principios dados por el hermano Lee, así como a cualquier comunión de los hermanos compenetrados que asumen el liderazgo en el resto del recobro del Señor alrededor del mundo. Usted ha establecido en China un ministerio rival y ha causado confusión y formado partidos en la tierra donde el hermano Nee y el hermano Lee laboraron por muchos años y donde el hermano Nee murió como mártir. ¡¿Cómo ha podido hacer esto?! No obstante, esto ha sido llevado a cabo durante años al mismo tiempo que usted mismo repetidamente acudía a sentarse en la misma mesa con los hermanos compenetrados, dando a los demás la apariencia de que nosotros sabíamos de lo que usted hacía y aprobábamos su obra. Pero esto jamás fue así.80

Desde ese tiempo Titus Chu ha continuado con sus esfuerzos por fortalecer su ministerio y obra en China. Titus Chu también ha hecho esfuerzos desvergonzados para envenenar las iglesias y los creyentes en China en contra de los colaboradores y de Living Stream Ministry. En lugar de responder de manera adecuada a una carta privada que le enviaron los mismos veintiún colaboradores en el 2006, hizo su respuesta pública en la Internet, defendiéndose en contra de los colaboradores, vindicándose a sí mismo, y alardeando de su obra en China. Acusó a los colaboradores de mentir con respecto a un incidente en el que un hermano de Hong Kong fue arrestado por tratar de transportar Versiones Recobro del Nuevo Testamento a China. Sus cargos fueron totalmente falsos, pues el testimonio del hermano que fue encarcelado lo probó así.81

En el 2004 Titus Chu hizo circular una carta en China que supuestamente envió de manera privada al hermano Paul Wu en Taiwán. En el 2007 esta carta y una traducción al inglés de la misma fueron publicadas con el permiso de Titus Chu en un portal disidente en Internet. Respondiendo a esto, el hermano Paul Wu escribió lo siguiente:

La carta de Titus Chu atribuye a mí palabras que no dije. Por ejemplo, no dije que "algunos hermanos del sur de California que llevan la delantera" dijeron que el hermano Andrew Yu está o yo estoy haciendo una obra diferente. Estas declaraciones son un testimonio falso contra los colaboradores. Además, no "indiqué" que había alguna división entre los diferentes lenguajes en la obra del Señor. No existe tal cosa. Estos son informes falsos y malignos difundidos por Titus Chu usando mi nombre. Estos deben ser rechazados por los hermanos y hermanas.

La carta de Titus Chu omite el contenido verdadero de mi conversación con Él. En nuestra conversación le insté a no continuar obrando en Taiwán sino que regresara a Estados Unidos a tener más comunión y aprender a ser uno con los hermanos allí. En lugar de ponerme atención (a mí y a otros hermanos), Titus ha causado división entre un número de iglesias en Norte América y el lejano oriente. Esta es la razón por la que Titus Chu ha sido puesto en cuarentena tanto por los hermanos como por las iglesias.

Poco tiempo después que recibí la carta de Titus Chu en el 2004, un hermano me trajo una copia de la misma diciéndome que esa carta estaba circulando en China. Esto sólo pudo haber sido iniciado por o al menos hecho en complicidad con el mismo Titus. Esto muestra que su intención verdadera era socavar la unidad entre los que llevan la delantera y las iglesias en China, e introducir confusión a fin de que Titus tuviera lugar para su obra privada en China. Estas maneras inicuas de usar una carta para declarar que dije cosas que no dije deben dejar claro la clase de carta que es.

El propósito de Titus Chu al escribir, sin duda, no era para darme aliento o consolación. Esto era una pretensión por la que él pudo dar un espectáculo falso a otros y acusar a los colaboradores en mi nombre. Mi nombre no estará relacionado con los esfuerzos de Titus Chu de sembrar discordia entre los hermanos.82

Corea del Sur

Después que el hermano Lee pasó a estar con el Señor el 9 de junio de 1997, los colaboradores llevaron a cabo el Entrenamiento de verano en julio con el tema de El contenido crucial del ministerio neostestamentario de Dios. La carga principal en el entrenamiento fue el hecho que sólo hay un ministerio según la enseñanza de los apóstoles en la economía neotestamentaria. En octubre de 1997 Titus Chu viajó a Corea del Sur por la invitación de dos hermanos en una de las localidades allí. Su visita causó discordia, agitación e incluso divisiones en las iglesias y entre ellas en Corea del Sur.

El 26 de noviembre de 1997, veintinueve hermanos representado dieciocho iglesias en Corea del Sur escribieron una carta a los colaboradores en los Estados Unidos y Taiwán informándoles de los problemas causados por el hablar de Titus Chu en Corea del Sur.83 Ellos testificaron que antes de la visita de Titus Chu las iglesias en Corea del Sur se habían estado esforzando para permanecer firmemente en unanimidad, seguir de cerca la enseñanza y comunión de los apóstoles, practicar la compenetración, y edificar los grupos vitales. También afirmaron que habían estado de manera continua tratando con los problemas que surgieron de la visita de Titus Chu a Corea del Sur en 1991.

Titus Chu habló en dieciocho reuniones en Corea del Sur entre el 8 y el 20 de octubre de 1997. La mayoría de su hablar fue en cinco ciudades principales. Mientras viajaba sólo tuvo comunión con los pocos hermanos que viajaban con él. Él ignoró el sentir y la comunión de los que llevaban la delantera en las iglesias que visitó.

Después de su visita, los hermanos en Corea del Sur observaron los disturbios y divisiones que fueron el producto de su hablar. Esto hizo que investigaran y revisaran el contenido de lo que dijo mientras estaba allí. Encontraron cuatro asuntos problemáticos que hicieron notar a los colaboradores en Estados Unidos y Taiwán84

  1. Los mensajes de Titus Chu tienen un gusto y énfasis diferente del ministerio del hermano Lee. Él enfatiza su ministerio personal en vez del único ministerio del Nuevo Testamento. En una reunión guió a hermanos y hermanas jóvenes a declarar: "¡Yo tengo un ministerio!" De esta manera socavó el hablar de los colaboradores acerca de la unidad del ministerio del Nuevo Testamento en el Entrenamiento de verano. Sus mensajes carecían del sentir que el ministerio personal debe ser parte de único ministerio del Nuevo Testamento.

    En otra reunión, Titus tomó más de una hora para responder la pregunta de una hermana joven acerca de su vida cristiana sin conocerla personalmente. En su respuesta le dijo que ella tenía mucho conocimiento prematuro de las verdades cumbre en las que el hermano Lee hizo énfasis en la parte final de su ministerio.
  2. Titus Chu criticó a los que toman la delantera en Corea del Sur y dio la impresión que las iglesias en Corea del Sur estaban carentes de aumento debido a que no le habían invitado a ir en los últimos seis años. Él también exaltó a unos hermanos sobre otros, llamando a aquellos que le seguían sus "hijos espirituales".
  3. Titus Chu designó ancianos y tocó la administración en las iglesias sin tener comunión con los otros colaboradores y sin cuidar de la atmósfera y las situaciones en las iglesias, sin importar que no hubiera estado en Corea del Sur en los últimos seis años. Se atrevió a nombrar independientemente como apóstoles a algunos hermanos quienes lo recibieron bien, elevándolos así sobre otros hermanos que toman la delantera en Corea del Sur. Esta acción está en total contradicción con la comunión del hermano Lee con él en 1991 de no elevar a ninguno de los hermanos que colaboran sobre otro. El resultado fue un período de lucha entre hermanos, y como resultado uno de los hermanos que designó como apóstol dejó la iglesia.

    En su hablar en una localidad en la parte central de Corea del Sur, Titus públicamente reprendió a uno de los hermanos que toman la delantera quien inicialmente no había estado a favor de su visita. Usó su participación en el reciente Entrenamiento de verano en Irvine como una palanca para insistir que él era un colaborador compenetrado y que debía ser bien recibido.

    En el mismo mensaje, Titus insistió que tenía una relación muy cercana con el hermano Lee. Describió como el hermano Lee llamó el nombre de Titus antes de que falleciera, dando la impresión a las personas que el hermano Lee le había transferido a él su ministerio. Esto de nuevo contradecía la comunión del hermano Lee que la senda del recobro del Señor es la senda de la compenetración y que no habría ningún sucesor individual para seguirle en el ministerio, sólo un grupo de hermanos compenetrados. Esto también contradijo el encargo del hermano Lee a Titus de no seguir dando la impresión a los santos en Corea del Sur de que él había sido enviado por el hermano Lee a ministrar allí y que no siguiera usando el nombre del hermano Lee para obtener repuesta de bienvenida en los lugares que él visitaba.
  4. Titus Chu les dijo a los ancianos que el Entrenamiento de Tiempo Completo en Seúl fue establecido por el hermano Lee para educar a los santos jóvenes, pero que los colaboradores y los ancianos necesitaban ser entrenados en forma separada por él.

Inmediatamente después de la visita de Titus Chu a Corea del Sur, los hermanos que toman la delantera tuvieron una reunión de urgencia. No tenían paz y estaban de acuerdo que Titus había creado mucho disturbio con su visita. Tomaron la seria decisión que, por el bien de la unidad del Cuerpo, no invitarían a Titus Chu a Corea del Sur otra vez. Les informaron a los colaboradores en Taiwán y en los Estados Unidos de su decisión en su carta con fecha del 26 de noviembre. .

Singapur

Titus Chu también causó un problema en Singapur en 1999. Aunque había hablado en ocasiones anteriores, en 1999 su hablar hizo que la iglesia allí tomara la decisión de no invitarlo más:

La última vez que invitamos al hermano Titus Chu a dar una conferencia en Singapur fue en 1999. Recientemente habíamos adquirido un nuevo salón de reunión, y estábamos muy preparados para la conferencia. Todos estábamos emocionados por la venida del hermano Titus. Yo no estaba presente en esa conferencia, pero los hermanos que estaban en Singapur para ese tiempo informaron que cuando el hermano Titus vino no estaba contento con el número de asistentes. Él esperaba quinientos asistentes. Pero el número era menos, y él expresó su descontento en cuanto a este asunto. En su hablar dijo algunas cosas que no fueron muy apropiadas. Como resultado de esa ocasión, los hermanos en Singapur decidieron no invitarlo más.85

A pesar de la decisión que tomaron los hermanos que toman la delantera de no invitar de nuevo a Titus Chu a Singapur, algunos hermanos simpatizaron con Titus Chu basados en su relación pasada con él, lo que causó que siguiera invitando a los santos de Singapur a asistir a sus conferencias después de 1999. Esto lo hizo sin tener comunión con los hermanos que toman la delantera en Singapur. Así pues, se creó un problema en la iglesia en Singapur que continúa hasta hoy.

Ghana

A finales de la década de los ochenta, se necesitaba fortalecer las iglesias en Ghana, en parte debido a un conflicto entre dos de los obreros que toman la delantera allí. Titus Chu viajó a Ghana,  supuestamente para ayudar a la iglesia y animar a los obreros a solucionar el problema entre ellos. En lugar de ayudarlos a solucionar el problema, exaltó a uno de los hermanos, atrayéndolo a sí mismo, y creando incluso una desavenencia más grande entre los dos hermanos. Esto produjo división en Ghana resultando en que los hermanos que toman la delantera allí, decidieran nunca más invitar de nuevo a Titus.86

En 1995, el hermano Lee les pidió a los hermanos James Lee y Dick Taylor que viajaran a África, incluyendo Ghana, para visitar y ministrar a las iglesias. Durante ese mismo período de tiempo, el hermano Lee invitó a su casa a aproximadamente nueve hermanos para tener comunión y les abrió su seria preocupación por Titus Chu. El hermano Dick Taylor estaba presente en esa importante reunión:

Sabíamos que el [hermano Lee] amaba mucho al hermano Titus, pero dijo: "Hermanos, el verdadero problema entre nosotros no son aquellos que han abandonado el recobro, el verdadero problema está con los que se quedaron en el recobro y hacen su propia obra". Nos dijo de manera muy franca que el hermano Titus Chu no conoce el Cuerpo, no ve el Cuerpo ni cuida del Cuerpo.87

En el 2001, el hermano Dick y otros colaboradores se reunieron con Titus Chu. En aquel tiempo Dick le leyó sus notas de la reunión que tuvo con el hermano Lee en 1995. El hermano Dick continúa:

Él no aceptó esto. Siento decir que no aceptó esto... Así que incluso después que tuvimos comunión con él cara a cara, decidió llevar a cabo su propia obra en Kampala, Uganda, sin ninguna comunión con el Cuerpo.88

Uganda

En 1991, el Señor abrió la antigua Unión Soviética y la Europa oriental a Su recobro, y los colaboradores alrededor del mundo coordinaron para levantar iglesias en el recobro del Señor en unanimidad. Cuando los colaboradores se dieron cuenta que un grupo particular de iglesias había estado orando por la Unión Soviética por años, animaron a otras iglesias a tomar cargas similares para orar para que el mover del Señor se extendiera a otros países. En ese tiempo hermanos de Cleveland dijeron que ellos tomarían la carga de orar por Uganda. En el 2003, sin ninguna comunión con los colaboradores, Titus Chu envió a Tim Knoppe y a Steve Lietzau a laborar en Uganda. A pesar del hecho de que esta obra fue iniciada independientemente, se les dijo a estos dos hermanos que la obra en Uganda estaba siendo llevada a cabo bajo la comunión en compenetración con los colaboradores. Ellos laboraron fielmente por dos años, levantando una iglesia con cien santos por medio del ministerio de Watchman Nee y Witness Lee. La iglesia en Kampala tenía un grupo núcleo de aproximadamente 25 santos quienes estaban particularmente claros con respecto a las verdades en el recobro del Señor tal como fueron abiertas en los escritos de los hermanos Nee y Lee. Muchos de estos queridos hermanos pagaron un alto precio para tomar el camino del recobro del Señor según la luz que habían visto y el Cristo que experimentaban cada vez más.

El hermano Tim Knoppe se dio cuenta después que había sido enviado a Kampala bajo falsas pretensiones. En una carta abierta con fecha diciembre 29 del 2006, él escribe:

Antes de mudarme a Uganda, en una reunión con Titus Chu y otros que laboraban con él le pregunté si los hermanos en el sur de California sabían acerca de esta ida a Kampala, y se me dijo, sí, esta carga por Uganda surgió de un tiempo de comunión con ellos. Por medio de la primera carta escrita a Titus Chu en junio del 2005 por veintiún hermanos compenetrados[89] descubrí que la obra en Kampala no fue iniciada en coordinación ni en comunión con los hermanos que están en la única obra en el recobro del Señor.

En una visita a los Estados Unidos en junio del 2005, le pregunté directamente a Titus Chu: "Hermano, ¿tuvo comunión con los hermanos que se compenetran sobre nuestra ida a Uganda?". Su repuesta fue: "Yo no tengo que tener comunión con esos hermanos". La respuesta que le di fue: "Pero usted me dijo que había tenido comunión con dichos hermanos; esa fue la razón por la que tuve una conciencia clara para ir allá".

El siguiente mes Titus Chu me pidió que me mudara a Detroit. Después de mi llegada a Detroit, se me informó que la obra en Kampala iba tomar otra dirección bajo las instrucciones de Titus. Un hermano que toma la delantera me dijo: "Hermano, esto será una gran prueba para ti delante del Señor. Tendrás que dejar que la obra que hiciste en Kampala muera. Los hermanos [que laboran con Titus Chu] decidieron que ellos harán que la obra en Kampala tome otra dirección". La "obra" en la que Steve y yo estuvimos laborando para edificar fue la iglesia en Kampala. Decir que la "obra" tenía que "morir" quería decir que los obreros de Titus estarían llevando a cabo alguna otra meta como el enfoque de su obra. "Llevar la obra en otra dirección" evidenció ser un factor de daño y división para la iglesia en Kampala.90

En septiembre del 2005, Titus Chu envió a dos hermanos a Kampala a comenzar la tarea de desmantelar lo que había sido edificado por medio de la labor de los hermanos Steve y Tim. A estos santos se les dijo primeramente que ya no había fondos disponibles para continuar rentando las instalaciones que la iglesia había estado usando como salón de reunión. Esto se usó como base para luego dividir la iglesia en tres grupos. El hermano Tim en su carta abierta continúa:

Los santos más pobres se reunirían en su parte de la ciudad en lo que pronto sería una instalación construida con planchas de hierro. A Steve Lietzau y George Kiiza se les mandó que cuidaran de este grupo y se les permitió regresar a su manera tradicional [pentecostal] de reunirse y practicar eso a fin de ganar la gente en su vecindario.

Un hermano quien había sido enviado recientemente por Titus tomaría los aproximadamente seis estudiantes y comenzaría una nueva obra en el recinto universitario. A los demás santos se les dijo que se las arreglaran como pudieran y que se reunieran de la mejor manera que pudieran. Este grupo de santos estaba formado por un núcleo de santos educados quienes eran los que estaban más claros con respecto a la vida de iglesia... Las cartas que recibí de estos santos después de que fui manipulado engañosamente para salir de Uganda fue un verdadero sufrimiento. Ellos estaban confundidos, lastimados y desconcertados. En ese momento no podía explicarles nada pero confiaba en que el Señor los preservaría.91

En diciembre del 2005, el hermano Tim fue llamado a una reunión en la casa de Titus Chu y se le acusó de difamar a los hermanos que estaban ahora laborando en Kampala "porque un buen número de santos en Kampala rehusaban seguir su dirección".92 Tim les dijo que esa acusación no era verdadera. Los hermanos entonces le instaron a viajar a Kampala con dos de los obreros de Titus para decirles a los santos en ese lugar que siguieran la nueva dirección. En ese momento el hermano Tim dejó claro a los hermanos que no podía participar más en la obra dirigida por Titus Chu. Él regresó a Kampala en abril del 2006 y se quedó allí por dos meses. Cuando llegó, le dejo saber a Steve Lietzau el descubrimiento que la obra en Kampala no fue iniciada a través de una comunión en coordinación con los colaboradores. Steve se retiró de la obra después de confirmar con otro hermano que en realidad la obra de Titus Chu también había sido la fuente de divisiones en otros lugares.

Dos de los hermanos que toman la delantera en la iglesia en Kampala, Godwin Kihuguru y Sam Mpuga, le dijeron a Tim  Knoppe que la obra en el recinto universitario que estaba siendo llevada por un obrero enviado por Titus Chu se estaba alejando bastante de la comunión con la iglesia. El 27 de marzo del 2006, este obrero y otro obrero enviado por Titus Chu enviaron una carta dirigida a Tim Knoppe, Steve Lietzau, Godwin Kihuguru, y Sam Mpuga para separar oficialmente la obra del recinto universitario de la iglesia en Kampala. Ellos escribieron:

Debido a que la manera en que vemos las cosas son diferentes y la dirección que estamos tomando no corresponde a la manera que ustedes están tomando les pedimos que no contacten a aquellos con quienes estamos laborando porque no queremos llevarlos a ninguna disputa o confusión.93

Los hermanos Godwin y Sam recordaron el consejo que uno de los colaboradores de Titus que los visitó les dio que si los hermanos que toman la delantera en la iglesia no aprobaban que la obra continuara, deberían pedirle a los obreros que se fueran, agregando que "la obra es para la iglesia y no la iglesia para la obra".94 Al recibir la carta de los hermanos involucrados en la obra del recinto, Godwin y Sam escribieron inmediatamente a Titus Chu para pedirle que quitara sus colaboradores de Kampala "para evitar un daño mayor a los santos bajo nuestro cuidado".95 Titus Chu nunca respondió a su carta sino que en lugar de eso envió más obreros para continuar la obra allí sin ninguna comunión con los hermanos que llevan la delantera ni con los santos en la iglesia en Kampala.

Lamentablemente, la obra divisiva llevada a cabo bajo la dirección de Titus Chu continúa en Kampala. Por la misericordia del Señor, sin embargo, la iglesia en Kampala sigue bien bajo la bendición del Señor y está tomando el camino de la compenetración en el Cuerpo. Después de un Entrenamiento de Perfeccionamiento en Gana en septiembre del 2006, el hermano Godwin escribió una carta proclamando su gozo al ver la vid universal como el organismo del Dios Triuno. Él escribe:

¡Ser compenetrados con el Cuerpo es realmente una sanidad para nosotros, los santos aquí! Se nos había negado la entrada a esta Vid mística y eterna con todos sus pámpanos.

Ahora es muy claro para mí porque el hermano Titus Chu quería mantenernos cegados a esta Vid, y pretendía tener tanta carga por las iglesias locales. Es como decir que uno atesora sus propios pámpanos y que estén unidos a la Vid, ¡pero que no le importe los demás pámpanos! ¡Esta es la ceguera del enemigo! Tengo que testificar que he sido estimulado al ver la Vid, al ser compenetrado con los demás pámpanos, al ver que todos necesitamos estar en unanimidad, tal como el Señor oró en Juan 17. Para Sam y para mí fue un disfrute tan grande reunirnos con los santos en Addis Ababa. ¡Ellos fueron tan dulces, y su Cristo fue aún más dulce! Fue como si estuviéramos reuniéndonos con hermanos que habíamos perdido por mucho tiempo. ¡El Cuerpo es tan real, y el Señor verdaderamente se glorifica a Sí mismo por medio del Cuerpo!96

Una historia de fingimiento y promesas rotas

Sobre el curso de los esfuerzos que los colaboradores hacían por resolver los asuntos causados por el ministerio de Titus Chu, se tornó más y más evidente que Titus estaba utilizando su relación con ellos para promocionarse a sí mismo y a su obra sin tener una intención genuina de cambiar su rumbo de ninguna manera.

En la primavera de 1998, durante el Entrenamiento Internacional para Ancianos llevado a cabo en Taipei, los hermanos Benson Phillips y Andrew Yu trataron de tener comunión con Titus Chu. A pesar de que Titus no estaba de acuerdo con Benson y con Andrew sobre ciertas verdades cruciales, se convino que ellos continuarían teniendo comunión hasta alcanzar un acuerdo. Con esta meta en la mira, todos sintieron que el hermano Benjamín Chen, quien había conocido de cerca a Titus Chu dado que en 1953 ambos se bautizaron juntos en Taiwán, debería estar presente en la comunión. El hermano Benjamín los invitó a ir a Nueva York para una comunión de dos días. Al parecer el resultado fue muy positivo. Titus pidió perdón a los hermanos por haber fallado en tener comunión sobre muchos asuntos en el pasado, reconociendo así que la falta de comunión había ocasionado problemas. Él les prometió a los hermanos que tendría comunión con los colaboradores con respecto a cualquier conferencia o entrenamiento que involucrará a más de un estado, pero que él no tendría la necesidad de tener comunión con los hermanos si se trataba de una conferencia o de un entrenamiento local. Los hermanos estuvieron de acuerdo en que eso estaba bien y estaban muy contentos de poder darle fin a las dificultades de años anteriores.

El Entrenamiento de verano en Anaheim comenzó tres semanas después. Titus le dijo a Benson que él no iba a poder asistir al entrenamiento debido a la necesidad que tenía de cuidar a su padre de edad avanzada. Los hermanos estaban en paz con la ausencia de Titus en consideración a su necesidad personal. Sin embargo, una semana después del Entrenamiento de verano, Titus Chu llevó a cabo su propio entrenamiento de una semana en Cleveland e invitó a hermanos de Malasia a que asistieran a su entrenamiento, rompiendo así de manera rápida y deliberada su promesa de que tendría comunión con los hermanos respecto a cualquier obra que pudiera afectar no sólo a los santos locales. Veintisiete de los hermanos que llevan la delantera en Malasia fueron al entrenamiento de Titus. Dos de los cuales asistieron primero al Entrenamiento de verano en Anaheim para luego continuar hacia Cleveland. Durante su estadía en Anaheim, estos hermanos estaban sorprendidos al descubrir que ninguno de los colaboradores tenía conocimiento del entrenamiento que realizaría Titus en Cleveland. Fue solamente por medio de estos dos santos que los hermanos compenetrados llegaron a enterarse de que se realizaría el entrenamiento en Cleveland.97

En 1998 en Londres, durante un tiempo de comunión con los colaboradores, Titus estuvo de acuerdo en detener su entrenamiento de diez meses en Cleveland, el cual muchos hermanos tenían el sentir de que estaba en competencia con el Entrenamiento de Tiempo Completo en Anaheim. No obstante, su entrenamiento de diez meses continuó.98 En repetidas ocasiones, Titus y algunos de sus colaboradores han desalentado a los santos jóvenes de asistir al Entrenamiento de Tiempo Completo en Anaheim y han intentado reclutar a hermanos jóvenes prometedores para que más bien vayan al entrenamiento de Titus en Cleveland.

En febrero del 2003, varios colaboradores se reunieron en Phoenix, Arizona, para tener un tiempo de comunión el cual duró varios días. En ese momento los hermanos desconocían que Titus Chu estaba publicando sus propios libros, en los cuales él redefinió términos del hermano Lee que son cruciales para el ministerio, tales como unidad, ministerio y fluir. Aún con la carga de recobrar a Titus Chu y aquellos quienes estaban bajo su influencia y para rescatarlos del serio error y la división potencial, los colaboradores que se compenetran que estaban presentes en Phoenix laboraron junto con Titus para encontrar la mayor cantidad posible de asuntos sobre los cuales todos pudieran estar de acuerdo. Un documento fue producido en el cual se enumeraban estos asuntos, y los hermanos lo firmaron junto con Titus en un esfuerzo por hallar un terreno común en el cual pudiesen edificar en tiempos posteriores de comunión. En éste acuerdo, uno de los puntos cruciales dice: "Reconocemos a Watchman Nee y a Witness Lee como nuestros padres espirituales en el Señor cuyos ministerios constituyen la base para la enseñanza y el liderazgo en el recobro hoy". En repetidas ocasiones Titus Chu y sus colaboradores no han tomado en cuenta esta declaración al dar una enseñanza diferente sobre asuntos cruciales tales como la única obra, la compenetración, la autoridad, el ministerio, el Cuerpo de Cristo, y el ser restringido a una sola obra de publicación. Éste documento, como muchos colaboradores habían temido, fue utilizado por Titus para demostrar una supuesta unidad con los hermanos que se compenetran en un esfuerzo por abrir puertas a su ministerio en otros lugares. Eso no era una evidencia de unanimidad sino un intento progresivo cuyo fin era cerrar la inmensa brecha existente entre la obra de Titus y la de los colaboradores.

Tal vez el caso más notable de fingimiento fue la falsa representación de la obra de Titus Chu en China. En una carta dirigida a Titus Chu con fecha junio 27 del 2006, veintiún colaboradores que se compenetran señalaron la historia de su obra en China como un ejemplo de la razón por la cual ellos sentían que ya no era provechoso continuar en una comunión cara a cara con él:

Lamentamos mucho decir esto, pero hemos descubierto que a menudo sus palabras, en algunas de estas ocasiones en que tuvimos comunión con usted cara a cara, eran falsas. Un ejemplo de esto es aquella ocasión en la que tuvimos comunión con unos doce hermanos en el verano del 2000, acerca de la obra en China. En esa ocasión usted nos dijo que aunque había estado en China muchas veces, sus viajes no tenían otro propósito que visitar sitios turísticos y que nunca había realizado entrenamientos ni conferencias allí. Dijo que cuando mucho, había tenido sólo una comunión informal con grupos de menos de doce hermanos. Pero después nos enteramos que en la primavera de 1998 usted condujo un entrenamiento a nivel nacional en Zhuhai, al que asistieron aproximadamente sesenta hermanos, entre los cuales había muchos hermanos responsables de toda China. Este ejemplo y otros similares nos hacen sentir que usted no es sincero con nosotros y que con facilidad distorsiona la verdad o nos encubre los hechos.99

Como se mencionó previamente, ese entrenamiento en 1998 fue en realidad el segundo entrenamiento llevado a cabo por Titus Chu en la China continental.

Los esfuerzos que realizaron los colaboradores por rescatar a Titus Chu y limitar el daño causado por su obra

Frente a una creciente ola de publicaciones de enseñanzas que socavaban la comprensión básica de la verdad que ha preservado a las iglesias en el recobro del Señor en la unidad por más de ochenta años, algunos de los colaboradores volvieron a los escritos del hermano Lee para ver cómo él había enfrentado una situación similar en los años ocehnta. Allí encontraron la carga del hermano Lee para que los colaboradores y ancianos se restrinjan a una sola obra de publicación en el recobro del Señor.100 En la segunda mitad del 2004, los colaboradores iniciaron una comunión que duró hasta junio del 2005. Ellos primeramente publicaron un folleto titulado Permanecer en el único ministerio neotestamentario de la economía de Dios bajo el liderazgo apropiado en Su mover. Después de recibir un gran número de informes en cuanto al daño que las publicaciones de Titus Chu estaban causando en las iglesias, aproximadamente cincuenta colaboradores de todas partes de la tierra se reunieron en abril del 2005 para tener comunión con respecto a la obra en el recobro del Señor. Un número de hermanos dieron testimonios alarmantes acerca del daño y la continua confusión que estaba ocurriendo en los seis continentes causado por Titus Chu, por su ministerio independiente esparcido a través de sus publicaciones y por algunos de sus colaboradores. Los hermanos tomaron una doble decisión:

  1. Escribir una carta a Titus Chu pidiéndole que cambiara su proceder; y
  2. Hacer una declaración pública afirmando la comunión del hermano Lee con respecto a ser restringido a una sola obra de publicación.

Los colaboradores en los Estados Unidos fueron fortalecidos en ésta última decisión por la acción que ya habían tomado los colaboradores y ancianos en Taiwán para prevenir la propagación de las publicaciones de Titus Chu en las iglesias en Taiwán.

En junio del 2005, veintiún colaboradores que se compenetran de alrededor del mundo enviaron una carta privada a Titus Chu implorándole que detuviera sus publicaciones en todos los idiomas. Ellos hicieron un repaso a la historia de esfuerzos para incluir a Titus en la comunión de los colaboradores y de algunas de sus desviaciones de la enseñanza del hermano Lee y lo convocaron a traer su obra e introducirla en la única obra del recobro del Señor.101

Después de meses de comunión y de muchos borradores, los colaboradores compenetrados publicaron una declaración pública en el folleto titulado La obra de publicación en el recobro del Señor durante el Entrenamiento de verano del 2005. Este folleto incluyó una carta abierta de los colaboradores con fecha de 30 de junio del 2005, y varios extractos del ministerio del hermano Lee. En aquel folleto los hermanos hacían eco de la comunión dada por el hermano Lee en cuanto a la necesidad de que el recobro del Señor sea restringido a una sola obra de publicación para prevenir cualquier sonido incierto de trompeta que pudiera causar confusión entre los santos. Al mismo tiempo, nuevamente siguiendo al hermano Lee, ellos afirmaron claramente que el asunto de una sola obra de publicación no es un asunto de la fe común, ni tampoco que la posición de una iglesia con respecto a una sola obra de publicación determina si aquella iglesia es o no una iglesia local genuina. Además, los hermanos escribieron:

La existencia de una sola obra de publicación no solamente constituye un testimonio de nuestra unidad en el Cuerpo, sino también una salvaguardia del único ministerio en el recobro del Señor. Si nuestra obra de publicación no fuese una sola, resultaría imposible conservar la integridad del ministerio del Señor entre nosotros, lo cual es de crucial importancia para que la unidad entre las iglesias locales sea guardada en términos concretos… Si bien es cierto que todos tenemos el derecho básico de publicar, en el recobro del Señor todos somos gobernados por una visión más elevada, la cual consiste en servir bajo la restricción de la cruz y de una manera compenetrada en el Cuerpo, especialmente cuando ello afecta a las iglesias y a los queridos santos en todo lugar. Desde los días del hermano Nee, nosotros en el recobro del Señor nos hemos "restringido a una sola obra de publicación" (Entrenamiento para ancianos, libro 8: El pulso de vida del mover actual del Señor, pág. 161), y esto ha hecho posible que tengamos un solo testimonio entre nosotros. Por décadas todos hemos sido ricamente nutridos y abastecidos por una sola obra de publicación. Sería muy difícil negar todos los beneficios que hemos recibido al restringirnos a una sola obra de publicación.102

La declaración corporativa incluida en este folleto claramente reafirma que la intención de los colaboradores que se compenetran es la de seguir la comunión y la práctica del hermano Lee en cuanto a llevar a cabo la obra de publicación en el recobro del Señor. Centrados en aquella obra están los roles del Living Stream Ministry y el Taiwan Gospel Book Room de acuerdo con el arreglo del hermano Lee para publicar y difundir el ministerio del hermano Nee y del hermano Lee, al igual que el ministerio actual de los colaboradores como la continuación del ministerio de los dos hermanos.

Titus no respondió directamente a la carta que le fue escrita a él por los colaboradores. Más bien, él compartió su contenido con más de cien hermanos quienes laboran con él en el área de Los Grandes Lagos. Una carta fue elaborada en la cual se ignoraron los hechos y se rechazaron por completo las preocupaciones expresadas en la carta de los colaboradores. Porciones de la carta luego fueron extraídas y ofrecidas junto con comentarios contenciosos en la Internet por un colaborador de Titus Chu.

Después de que La obra de publicación en el recobro del Señor fue presentada en el Entrenamiento de verano, unos cuantos hermanos asociados con la obra de Titus Chu se levantaron públicamente para oponerse a esta comunión. El mayor opositor entre ellos fue Nigel Tomes, quien recientemente había sido nombrado como anciano en Toronto por Titus Chu. Algunos disidentes lanzaron un sitio en la Internet que era operado de manera anónima y publicaron numerosos artículos escritos por Nigel y otros atacando el principio de una sola publicación, a Living Stream Ministry y a los colaboradores compenetrados. Muchos de los artículos puestos en aquel sitio fabricaban o torcían los eventos, y/o las declaraciones hechas por los colaboradores. Están llenos de injurias en contra de los colaboradores y de Living Stream Ministry, y se oponen abiertamente al ministerio en el recobro del Señor desde principios de los años ochenta e incluso antes.

Fue tan fuerte la manifestación de división que los colaboradores no tuvieron otra opción sino la de poner en cuarentena a Titus Chu y a la mayoría de sus colaboradores divisivos para así poder preservar a las iglesias en el recobro del Señor de un daño mayor. La declaración de advertencia de los colaboradores proveyó una aclaración muy necesaria para muchas iglesias.

En una reunión en el Entrenamiento Internacional para Ancianos y Hermanos Responsables llevada a cabo en Whistler, Canadá en el otoño del 2006, antes que la declaración de advertencia fuera leída, hermanos de Taiwán, Corea del Sur, Tailandia y Singapur informaron que las iglesias allí ya le habían cerrado la puerta al ministerio de Titus Chu aún mucho antes que se informara de la cuarentena. Con las puertas cerradas a lo largo del suroeste de Asia, Titus Chu había intensificado los esfuerzos por esparcir sus publicaciones en la China continental. Recientemente, el hermano Paul Wu expresó su preocupación por la situación:

Por supuesto, en China las iglesias se están reuniendo en forma clandestina. La mayoría no tiene un registro oficial, pero ellos sí tienen la realidad de la vida de iglesia. Debido a las diferencias [introducidas por las publicaciones de Titus Chu] existe división en algunas iglesias. Incluso algunos de los hermanos que llevan la delantera han reaccionado ante mí. Algunos han confrontado directamente a Titus Chu. Ellos le dijeron: "La tierra es tan grande. Existen tantas iglesias. ¿Por qué tiene que venir aquí a las iglesias en China? China es un lugar tan grande. ¿Por qué tiene que venir a nosotros, una iglesia pequeña? Por favor, no venga aquí, a nuestra localidad. Si usted no viene aquí, tendremos paz. Cuando viene aquí, usted trae división". Esto ha traído consigo demasiada inquietud a los hermanos.

Los hermanos que fueron con Titus tuvieron comunión con esos hermanos. Les dijeron a los santos en China: "Recientemente, Living Stream Ministry discutió el asunto de una sola publicación. Eso ha causado bastantes problemas entre las iglesias, y eso aún ha causado división entre las iglesias". Entonces un hermano confrontó a Titus. Él dijo: "Bueno, si una sola publicación puede causar división entre las iglesias, entonces, ¿cuántas publicaciones pueden hacer que las iglesias no estén divididas?" Aquello realmente incomodó a Titus. Cuando él se incomodó, todos los hermanos llegaron a estar claros. Todos se dieron cuenta de que ya no podían invitar a Titus. Esta situación había traído muchos problemas dentro de las iglesias.103

Lo que se inició como una obra escondida a principio de los años ochenta, llegó a ser un problema serio y persistente entre las iglesias en el recobro del Señor en China hasta el día de hoy.

Después de aquella carta inicial a Titus Chu, los ataques sobre el principio de ser restringidos a una sola obra de publicación, sobre los colaboradores que se compenetran y sobre Living Stream Ministry fue incrementándose en frecuencia y en intensidad. No obstante, se escribieron dos cartas más con fecha del 25 de agosto del 2005 y junio 27 del 2006,104 con la esperanza de que estas pudieran ayudar a rescatarle a él y a sus colaboradores disidentes quienes se habían descarriado a fin de que no lleguen a ser ejemplos negativos y se conviertan en nada. La respuesta final que Titus dio a los hermanos a través de una carta el 22 de julio del 2006 estaba llena de auto vindicación, de auto exaltación y de falsas acusaciones en contra de los colaboradores. En esa respuesta, él defendió su rumbo independiente actual mientras reprendía a los colaboradores que se compenetran con muchas acusaciones falsas.105

Cuarentena: Octubre del 2006 hasta el presente

El 7 de octubre del 2006, los hermanos que se compenetran dieron a conocer públicamente el documento titulado: "Una advertencia a todos los santos y a todas las iglesias en el recobro del Señor con respecto a Titus Chu y aquellos que promueven y difunden sus enseñanzas divisivas, publicaciones, prácticas y opiniones".106 En dicho documento los hermanos solemnemente exhortan a los santos y a las iglesias en el recobro del Señor para "marcar al hermano Titus Chu y a aquellos que divulgan sus perspectivas divisivas y sus palabras disidentes, y que se aparten de ellos" (Ro. 16:17).107 Además, ellos nos amonestan a que "no lean los escritos que estos hermanos publican y divulgan ya sea en forma impresa o por Internet", recordándonos que el rechazar a un hombre faccioso "no quiere decir que la expulsamos, sino que tomamos la acción de poner a dicha persona en cuarentena para salvar tanto al que contagia como al resto del Cuerpo" (Tit. 3:10).108

Los colaboradores que se compenetran se vieron obligados a tomar este paso drástico y de serias consecuencias sólo después del considerable daño que habían sufrido santos individuales e iglesias enteras en varias regiones y países y sólo después de que Titus Chu comprobó que él no podía ser honesto en la comunión, que él no podía llegar a ser uno con la única obra del recobro del Señor, y que él no podía cesar en la propagación de sus enseñanzas, publicaciones, prácticas y puntos de vista divisivos e independientes. Tristemente, un pequeño número de iglesias que apoyan a Titus Chu ha rechazado esta apelación por la cuarentena. No obstante, la gran mayoría de iglesias sobre la tierra han prestado atención a la advertencia de los hermanos y están avanzando de manera positiva en unanimidad.

Conclusión

La confusión y división presente en ciertas áreas del recobro del Señor hoy son el fruto del ministerio y de la obra independiente de Titus Chu. No sólo no se han arrepentido, sino que Titus Chu y algunos de sus colaboradores han llegado a ser cada vez más combativos, como es ilustrado por los siguientes ejemplos:

  1. En la iglesia en Columbus, Ohio, los ancianos leales a Titus han excomulgado a veintitrés santos por haber escuchado las grabaciones en audio de los mensajes dados en el Entrenamiento de verano del 2006.
  2. En la iglesia en Mansfield, Ohio, una mayoría importante de santos han sido excluidos y los ancianos elegidos por Titus Chu sólo seis semanas previas a este suceso no les permiten entrar al local de reunión.
  3. En la iglesia en Toronto, Canadá, un grupo de ancianos estableció un sistema secular de control autoritario sobre la iglesia, obligando a más de doscientos santos a desasociarse del grupo faccioso de ancianos.
  4. La injuria de aquellos que disienten contra los colaboradores, Living Stream Ministry, y las demás iglesias en el recobro del Señor ha sido intensificada. Sitios en la Internet y correos electrónicos anónimos continúan siendo el foro principal para su campaña. Mucho de esto parece indicar que desean ganar mayor influencia en la China continental.

La acción tomada por los colaboradores de poner en cuarentena a Titus Chu fue la culminación de un prolongado esfuerzo iniciado por el hermano Lee y luego por sus colaboradores para rescatar a Titus Chu por un lado y por el otro para limitar al daño ocasionado por su obra independiente. Debido a su falta de disposición de cuidar de la unidad del Cuerpo y debido a su insistencia por llevar a cabo una obra divisiva sin importarle el Cuerpo, los colaboradores tuvieron la obligación de dirigirse públicamente a está situación para así rescatar a muchos santos e iglesias de ser contagiados por la lepra de la rebelión y de la división. La cuarentena a Titus Chu y a aquellos que han propagado sus enseñanzas y publicaciones divisivas fueron iniciadas por causa de preservar la unidad del testimonio del Señor en Su recobro para la edificación de Su Cuerpo a fin de dar consumación a la Nueva Jerusalén. Que el Señor pueda usar esta breve reseña histórica para ese fin.


Notas:

1 Estudio-vida de 1 y 2 Timoteo, Tito y Filemón , pág. 4.

2 Estudio-vida de 1 y 2 Timoteo, Tito y Filemón , pág. 22

3 Por ejemplo, véase Causas de "tropiezos en contra de la enseñanza" en la serie Una Palabra Fiel (ó "Enseñanzas diferentes y opiniones discrepantes de Titus Chu y de algunos de sus colaboradores" en este sitio).

4 Véase la lista de libros en la página 8 de "Retén la forma de las sanas palabras" ó en http://www.afaithfulword.org/spanish/statements/excerpts intro.html.

5 The Present Turmoil in the Lord's Recovery and the Direction of the Lord's Move Today, pág. 7.

6 Entrenamiento para ancianos, libro 7: Ser unánimes para el mover del Señor , págs. 68-69.

7 Del testimonio del hermano Paul Wu dado en Cerritos, California, el 29 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

8 Véase el Entrenamiento para ancianos, libro 4: Otros asuntos cruciales concernientes a la práctica del recobro del Señor, el cual registra el hablar del hermano Lee en una serie de reuniones urgentes de ancianos en febrero de 1984.

9En el verano de 1981, sesenta entrenantes de Taiwán hicieron un viaje a Anaheim, California, para asistir al entrenamiento del Estudio-vida del libro de 1 Corintios. Estos santos, quienes habían sido entrenados por Titus durante un año, estaban deseosos de ser probados por el hermano Lee para mostrarle a él y a los otros santos asistentes que ellos habían sido entrenados y podían realizarlo en forma destacada. Durante la segunda tarde del entrenamiento, ellos fueron llamados al frente para ser probados por el hermano Lee. Entrenante tras entrenante trataron de hablar en la prueba. El hermano Lee rápidamente los interrumpió uno a uno y no les permitió seguir hablando, hasta que le pidió a todo el grupo regresar a sus asientos sin terminar la prueba. El hermano Paul Wu, quien estaba en el grupo siendo probado, más tarde testificó que, a pesar de que él estaba desanimado de que la prueba fue un fracaso público, él se dio cuenta de que debía haber algún problema con el hablar de los entrenantes para que el hermano Lee responda tan desfavorablemente. En un tiempo de comunión con la iglesia en Cerritos, el hermano Paul dijo:

Me di cuenta de que debía haber sido algún problema, pero no me di cuenta de que era probablemente debido al entrenamiento que habíamos recibido por un año por el hermano Titus. El hermano Lee no estaba muy contento con esto. Teníamos el sabor del entrenamiento, pero no lo conocíamos nosotros mismos. El hermano Lee era un hombre espiritual. Él pudo probar el sabor. [Traducido del idioma chino]

10 Kung-Huan Huang, "Declaración y Exhortación", el 7 de abril del 2007. Traducido del idioma chino.

11 Del testimonio del hermano Paul Wu dado en Cerritos, California, el 29 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

12 Del testimonio del hermano Horng Lin dado en Cerritos, California, el 29 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

13 Del testimonio del hermano Paul Wu dado en Cerritos, California, el 29 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

14 Dick Taylor, notas de la comunión del hermano Lee con algunos colaboradores en su estudio, el 15 de agosto de 1995.

15 Del testimonio del hermano Paul Wu dado en el Entrenamiento Internacional para Ancianos y Hermanos Responsables (ITERO) en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

16 Ibíd. Confirmado por Joseph Wu en ITERO la primavera del año 2007 en Anaheim, California, el 1 de abril del 2007.

17 Kung-Huan Huang, "Declaración y Exhortación", el 7 de abril del 2007. Traducido del idioma chino.

18 Del testimonio del hermano Minoru Chen dado en Anaheim, California, el 11 de noviembre del 2006.

19 The Present Turmoil in the Lord’s Recovery and the Direction of the Lord’s Move Today, pág. 8.

20 Transcrito de la conversación telefónica entre Witness Lee y Titus Chu, el 23 de abril de 1991.

21 Ibid.

22 Ibid.

23 Ibid.

24 Ibid.

25 El 4 de junio del 2005 un grupo de veintiún colaboradores compenetrados le escribieron a Titus. Ellos le recordaron a él de la comunión del hermano Lee acerca de los problemas causados por la obra regional y para reanudar el propósito de que él uniera su obra con la de los colaboradores del hermano Lee:

Después de una de las rebeliones pasadas entre nosotros, se le hizo una pregunta al hermano Lee acerca de cómo los hermanos dotados envueltos en la agitación pudieron ser preservados junto con la obra que habían hecho. El hermano Lee contestó que la única manera para los hermanos dotados era que se unieran con el hermano Lee en su obra sin ninguna región especial o tarea especial, y que ellos simplemente laboraran para el ministerio en cualquier asunto que se les asignara, como él lo hizo con Watchman Nee. En nuestro caso actual, esto va a significar que usted se unirá por usted mismo y los colaboradores fieles a usted, con los colaboradores compenetrados, con la continuación de su obra previa dejada a la comunión de su sobreseer coordinado. En lugar de hacer eso, usted ha continuado para edificar su propia obra con sus propios colaboradores (Carta de los veintiún colaboradores compenetrados a Titus Chu, el 4 de junio del 2005).

Titus también rechazó totalmente esa comunión.

26 De una entrevista con Livingstone Lee, el 17 de febrero del 2007.

27 De una entrevista con Simpson Chen, el 28 de marzo del 2007.

28De una transcripción de una conversación telefónica entre Witness Lee y Titus Chu, el 14 de febrero del 2007.

29 Ibid.

30 Ibid.

31 Ibid.

32 The Governing and Controlling Vision in the Bible , pág. 32. De la comunión del hermano Lee que se encuentra en más adelante en el libro, es evidente que sus colaboradores, a diferencia de Titus, recibieron su comunión.

De cualquier manera, después de que regresé de Taiwán a los Estados Unidos en 1989, desde que empezamos a tener el entrenamiento aquí en Anahéim hasta ahora, yo puedo testificar que hemos tenido un grupo de colaboradores aquí que están verdaderamente en armonía. Esta armonía depende de nuestro conocimiento de la cruz y del Espíritu. Los colaboradores visitaron diferentes lugares a través de invitaciones de las iglesias y por eso fueron compenetradas las iglesias como una sola. Esto es un buen fenómeno. Ahora todas las iglesias alrededor del globo tienen el deseo de ser compenetradas juntas. Definitivamente la tendencia existe a a compenetración en el recobro del Señor. (The Governing and Controlling Vision in the Bible, pág. 75).

33 De la comunión del hermano Lee con los colaboradores, el 13 de noviembre de 1995.

34 Del testimonio del hermano Horng Lin dado en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

35 Del testimonio del hermano Minoru Chen dado en Anaheim, California, el 11 de noviembre del 2006.

36 Del testimonio del hermano Dan Towle dado en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

37 Del testimonio del hermano Minoru Chen dado en Anaheim, California, el 11 de noviembre del 2006.

38 Del testimonio del hermano Horng Lin en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

39 Entrevista con Simpson Chen, el 28 de marzo del 2007, basado en sus notas de la comunión del hermano Lee.

40 Del testimonio del hermano Paul Wu dado en Cerritos, California, el 29 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

41 Simpson Chen, notas de la comunión con el hermano Lee, octubre de 1990.

42 Simpson Chen, notas de la comunión con el hermano Lee, el 17 de octubre de 1990.

43 Simpson Chen, notas de la comunión con el hermano Lee, octubre de 1990.

44 Simpson Chen, notas de la comunión con el hermano Lee, el 13 de julio de 1992.

45 Simpson Chen, notas de la comunión con el hermano Lee, el 10 de marzo de 1993.

46 Dick Taylor, notas de la comunión del hermano Lee con los colaboradores del sur de California el 15 de agosto de 1995.

47 Notas de Horng Lin de la comunión con el hermano Lee con los colaboradores de Taiwán en su casa en Anahéim el 11 de julio de 1996.

48 Ibid.

49Ibid.

50 De una discusión sobre el significado de la compenetración, véase La dirección y el liderazgo del Recobro del Señor. For a discussion of the significance of blending, see "The Direction and Leadership of the Lord's Recovery" en este sitio.

51 "Una carta de comunión con agradecimientos", el 24 de marzo de 1997.

52 The Governing and Controlling Vision in the Bible , pág. 75.

53 Ibid.

54 Del testimonio del hermano Dan Towle dado en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

55 Ibid.

56 Ibid.

57 De una carta a Titus Chu de veintiún colaboradores que se compenetran, el 4 de junio del 2005.

58 A partir de este momento, el intento de los colaboradores era tratar con los problemas causados por Titus y su ministerio a través de correspondencia escrita. Véase la sección titulada "Los esfuerzos que realizaron los colaboradores por rescatar a Titus Chu y limitar el daño causado por su obra".

59 De entrevistas con Robert Robinson y David Robinson de la iglesia en Fairborn, Ohio, el 31 de marzo del 2007, y con Homer Chambers y Doug Little de la iglesia en Elyria, Ohio, el 1 de abril del 2007.

60 Del testimonio del hermano Dan Towle dado en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

61 De la carta a Titus Chu de veintiún colaboradores que se compenetran, el 27 de junio del 2006.

62 Basada en parte en una entrevista con Homer Chambers y Doug Little de la iglesia en Elyria, Ohio, el 1 de abril del 2007.

63 Véase Causas de "tropiezos en contra de la enseñanza", entre muchos otros títulos que se encuentran en esta serie de libros Una palabra fiel.

64 Véase los libros en la serie cuatro de libros Una palabra fiel titulados Que se desviaron en cuanto a la verdad y en la serie cinco En las artimañas de los hombres.

65 Véase los libros Respecto a los ataques en contra de Living Stream Ministry y Respecto al presente disturbio en el recobro del Señor. El primero de esa serie de libros incluye un capítulo con una carta abierta de Kwong Keung Lai, un capítulo con una carta abierta de Paul Wu, y un capítulo titulado "Acusaciones falsas contra LSM y lo que está detrás de ellas".

66 Véase los libros en la serie tres Vaso escogido me es éste. Estos artículos se encuentran en este sitio bajo los títulos "La visión de la era, el ministerio de la era, y el ministro de la era" y "En cuanto al ministro de la era y el sabio arquitecto".

67 Del testimonio del hermano Dan Towle dado en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006. (Véase también la carta de cinco hermanos en Toronto expresando preocupación sobre el uso de trucos en buscar ganar jóvenes, publicado en el libro titulado Utilizar medios mundanos para obtener incremento. Los artículos en este libro se encuentran en este sitio bajo los títulos"Una súplica a los jóvenes en el recobro del Señor—¡No sean engañados dejando que los despojen de su herencia!" y "La manera ordenada por Dios para obtener el incremento en la iglesia esta en contraposición al proceder mundano propio del cristianismo degradado".)

68 Witness Lee, La experiencia de la salvación orgánica de Dios equivale a reinar en la vida de Cristo, pág. 70.

69 Del testimonio del hermano Benjamín Chen en ITERO en Whistler, Canadá el 7 de octubre del 2006.

70 Witness Lee, La experiencia de la salvación orgánica de Dios equivale a reinar en la vida de Cristo, pág. 70.

71 Para una definición del término "el ministro de la era", véase el libro La visión de la era, el ministerio de la era y el ministro de la era.

72 De una entrevista con Horng Lin y Paul Wu, el 15 de febrero del 2007.

73 Del testimonio del hermano Paul Wu en ITERO en Whistler, Canadá, en el 7 de octubre del 2006.

74 Carta de veintiún colaboradores que se compenetran, el 22 de julio del 2006, pág. 2.

75 Ibid.

76 De una entrevista con Jiann S. Sun, el 8 de febrero del 2007.

77 Correo Electrónico de Benjamín Chen, el 8 de mayo del 2007.

78 Ibid.

79 De una entrevista con Jiann S. Sun, el 8 de febrero del 2007.

80 Carta a Titus Chu de veintiún colaboradores que se compenetran, el 4 de junio del 2005.

81 Véase "Una carta abierta de aclaración", por Kwong Keung Lai en Respecto a los ataques en contra de Living Stream Ministry.

82 Una carta abierta de Paul Wu, el 5 de abril del 2007.

83 Carta a los colaboradores en los Estados Unidos y Taiwán de veintiún hermanos que llevan la delantera en Corea del Sur, el 26 de noviembre de 1997.

84 Hasta el final de esta sección, los puntos principales vienen de la carta de los veintiún hermanos líderes en Corea del Sur, el 26 de noviembre de 1997, y los detalles del testimonio del hermano Horng Lin en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

85 Del testimonio del hermano Eric Ou en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

86 Del testimonio del hermano James Lee en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

87 Del testimonio del hermano Dick Taylor en ITERO en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

88 Ibid.

89 La carta a Titus Chu de veintiún colaboradores que se compenetran es colocada en su totalidad en www.afaithfulword.org/spanish/ y está impresa en el libro de la serie uno "Después de una y otra amonestación deséchalo".

90 Tim Knoppe, "Una cuenta de eventos en Kampala". Esta carta abierta se puso en su totalidad en www.afaithfulword.org/spanish/ y se imprimió en el libro Respecto a la obra divisiva de Titus Chu en Uganda.

91 Ibid.

92 Ibid.

93 La carta del hermano Keith Miller y George Kiiza está disponible en su totalidad en el cuerpo de la carta abierta de Tim Knoppe en www.afaithfulword.org/spanish/ y en el libro Respecto a la obra divisiva de Titus Chu en Uganda.

94 Como se relata en la carta abierta de Tim Knoppe.

95 De una carta a Titus Chu de Sam Mpuga y Godwin Kihuguru fechada el 28 de marzo del 2006. La carta está disponible en su totalidad en  el cuerpo de la carta abierta de Tim Knoppe en www.afaithfulword.org/spanish/ y en el libro Respecto a la obra divisiva de Titus Chu en Uganda.

96 Mensaje del correo electrónico de Godwin Kihuguru a Dick Taylor, el 19 de septiembre de 1996.

97 Extraído del testimonio del hermano Benjamín Chen en El entrenamiento internacional para ancianos y hermanos responsables en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006.

98 Véase la carta dirigida a Titus Chu de parte de veintiún colaboradores que se compenetran, el 27 de junio del 2006.

99 De una carta dirigida a Titus Chu de parte de veintiún colaboradores que se compenetran, el 27 de junio del 2006.

100 Entrenamiento para ancianos, libro 8: El pulso vital del mover presente del Señor, págs. 161-164.

101 Una carta dirigida a Titus Chu de parte de veintiún colaboradores que se compenetran, el 4 de junio del 2005.

102 La obra de publicación en el recobro del Señor, págs. 3 y 7.

103 Extraído del testimonio del hermano Paul Wu en El entrenamiento internacional para ancianos y hermanos responsables en Whistler, BC, Canadá, el 7 de octubre del 2006. Traducido del idioma chino.

104 Las tres cartas en su conjunto dirigidas a Titus Chu por parte de veintiún colaboradores que se compenetran están disponibles en su integridad en www.afaithfulword.org y, además, en el libro Después de una y otra amonestación deséchalo.

105 Carta de Titus Chu dirigida a veintiún colaboradores que se compenetran, el 27 de julio del 2006.

106 Véase Que os fijéis en los que causan divisiones y nota 107.

107 Extraído de " Una advertencia a todos los santos y a todas las iglesias en el recobro del Señor con respecto a Titus Chu y aquellos que promueven y difunden sus enseñanzas divisivas, publicaciones, prácticas y opiniones ", pág. 4. Este documento está disponible en su integridad en www.afaithfulword.org/spanish/ y, además, en el libro Que os fijéis en los que causan divisiones.

108Ibid.